Viernes, 21 de Septiembre de 2018

El Ayuntamiento de Zaragoza ha accedido a ceder un espacio público para una ‘Charla-debate por el derecho a decidir‘ con motivo del órdago secesionista en el referéndum ilegal del próximo 1 de octubre en Cataluña. Un acto que defiende las tesis del independentismo catalán para promover la secesión de Cataluña del resto de España.

La información ha sido denunciada esta mañana por el portavoz del PP, Jorge Azcón. La cesión por el gobierno de ZEC de un espacio público para promover un acto a favor del referéndum, declarado como ilegal por el Tribunal Constitucional, ha levantado la crítica del primer partido de la oposición.

EL PP IRÁ A LOS TRIBUNALES

Jorge Azcón, ha enviado hoy una carta al alcalde, Pedro Santisteve, en la que le exige que desautorice un acto convocado para el 23 de septiembre denominado “Charla-debate por el derecho a decidir” ya que, de lo contrario, acudirá a los tribunales.

El acto está organizado por ‘Marchas por la Dignidad’, una entidad de la órbita de IU, Podemos o Zaragoza en Común. Y el problema, según ha indicado el portavoz popular en rueda de prensa, es que el acto está convocado en el Centro Cívico Delicias, de titularidad municipal, y ha contado con la autorización del Ayuntamiento.

Por ello, el popular ha relacionado el acto independentista con un acto similar previsto en Madrid, que fue recurrido por el grupo popular madrileño, que pidió medidas cautelarísimas y fueron aceptadas por el juez. Según explican desde el PP, el juez dictó un auto “demoledor“, pero consideran desde las filas populares que se da un “agravante”. Y es que el acto que se dará lugar el próximo sabado en Zaragoza se convoca después de la suspensión judicial en Madrid.

Azcón ha recordado que en dicho auto se reitera que los bienes municipales han de servir a los intereses generales y, por tanto, no cabe celebrar en ellos actos públicos en favor de un referéndum “ilegal” que atenta “gravemente” contra la unidad de España recogida en la Constitución y contra la soberanía nacional.

“Es imposible decirlo más claro y mejor argumentado”, ha apuntado Azcón, quien cree que “todos y cada uno” de esos argumentos son extrapolables para suspender este acto en Zaragoza.

UNA REUNIÓN

El portavoz del PP ha asegurado que está dispuesto a entrevistarse personalmente con Pedro Santisteve para aportarle la información jurídica de lo acontecido en el Ayuntamiento de Madrid, así como del reglamento municipal de centros cívicos.

No obstante, si Santisteve no revoca la autorización a este acto, los populares tienen preparado un contencioso para que se decreten medidas cautelarísimas, al igual que ocurrió en Madrid.

Ha reconocido que esta cuestión no va a resultar “sencilla” para el primer edil, porque estas organizaciones “radicales” son en las que él se encuadra políticamente, ha sostenido, pero le ha solicitado un “especial esfuerzo” para que se coloque al lado de la ley.

A su juicio, Santisteve tiene que escoger si actuar con la responsabilidad que conlleva el “traje de alcalde” o prefiere “cerrar filas” con las organizaciones más “extremistas” y “radicales” de su entorno.

Los diez concejales del PP, ha insistido, harán “todo lo que esté en su mano” para que se defienda de la legalidad y que los impuestos de los zaragozanos no vayan a servir para promocionar un acto que atenta contra los derechos constitucionales.