Viernes, 21 de Septiembre de 2018

La asociación ‘Aragón Stop Sucesiones y Plusvalía‘ fue recibida ayer por el Defensor del Pueblo para hacerle entrega de las 100.000 firmas recogidas en contra de los Impuestos de Sucesiones y de Donaciones en Aragón.

Un acto que impulsa aún más el ‘grito’ de decenas de miles de aragoneses “hartos” de unos impuestos “injustos”.

Publicidad

También se le informó, según una nota de prensa de la asociación, de la situación que en la actualidad sufren todos los aragoneses, en comparación del resto de los ciudadanos de otras Comunidades Autónomas.

LOS MOTIVOS

Durante la reunión de más de una hora explicaron desde la asociación los principales motivos que han llevado a pedir amparo al Defensor del Pueblo, ante el maltrato fiscal que sufren los aragoneses por parte del Gobierno de Aragón con la aplicación de estos injustos impuestos.

La asociación ‘Aragón Stop Sucesiones’ continuará recogiendo firmas / H.A

El principal argumento en contra de la gestión que mantiene el Gobierno de Aragón de los Impuestos de Sucesiones y de Donaciones, es el agravio comparativo en relación del resto de las Comunidades Autónomas, ya que a partir del 1 de enero próximo Aragón va a ser la única comunidad que no va a tener ninguna bonificación en estos impuestos, y por lo tanto, va a colocar a los aragoneses como los ciudadanos peor maltratados del estado español.

También se explicaron los múltiples artículos de la Constitución, que la aplicación de estos tributos, tal y como se aplican actualmente en Aragón, conculca.

LA DGA DEBERÁ RESPONDER

El Defensor del Pueblo comentó que pedirá información al Gobierno de Aragón para interesarse por los motivos que llevan a esta institución, a no aplicar ninguna modificación en el cobro de estos impuestos, cosa que sí se ha hecho en otras comunidades que hasta la fecha se encontraban en la misma situación que Aragón.


Publicidad


Por otro lado, se informó de que se harían gestiones en el Ministerio de Hacienda para preguntar sobre las posibles modificaciones que están previstas realizar en la financiación de las comunidades autónomas.

Junto a ello se recordó que ya en el 2003, el entonces Defensor del Pueblo, Enrique Múgica Herzog, pidió la Supresión de Impuesto de Sucesiones en todo el territorio nacional, solicitando que fuese el Estado quien iniciara la reforma y no las Comunidades, para evitar que se produjera una aplicación desigual de un impuesto en España.

Un vez puesto de manifiesto el gran interés que existe por parte del Defensor del Pueblo en que esta injusta situación desaparezca, se comentó que la comunicación con la asociación sería estrecha para informar de las gestiones que se fueran produciendo.