Sabado, 22 de Septiembre de 2018

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, defendió ayer ante el rey Felipe VI la cohesión de España como un bien político en sí mismo y, en nombre de los aragoneses, se ha puesto a disposición del país para reconstruir una unidad que resulte “acogedora” para todos.

Lambán pronunció estas palabras en la celebración del octavo centenario de la fundación de Casa Ganaderos, la cooperativa de ovino más antigua de Europa, en un solemne acto en la sala de la Corona del Edificio Pignatelli, que se celebró en presencia del rey Felipe VI.


Publicidad


En total, asistieron cerca de 400 personas, entre las que se encontraban la presidenta del Congreso de los Diputados, Ana Pastor, la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Dolors Montserrat y una representación institucional aragonesa.

Ante este aforo, Lambán puso en valor las raíces históricas de Aragón, ejemplificadas en la Casa Ganaderos, una cooperativa cuya historia transcurre entre los monarcas Jaime I y Felipe VI.

ARAGÓN, JUEZ Y PARTE

En su discurso, indicó que Aragón, con sus señas de identidad fundamentadas en su patrimonio histórico y natural, siente que pertenece a España y que es parte constitutiva de un “gran país”, al que asocia su futuro.

“Sabemos que somos parte constituyente de España, elemento fundador por razones históricas, y eso carga sobre nuestras espaldas una responsabilidad añadida“, manifestó.

Con estas palabras se refirió al “separatismo” en Cataluña, una situación que, a su juicio, causa dolor en España, pero también en la comunidad más cercana, la que él preside.

El rey Felipe VI saluda a Javier Lambán durante la bienvenida al monarca / DGA

Para el presidente aragonés, “nadie sufre tanto la situación en Cataluña como Aragón, nadie conoce tanto a Cataluña como Aragón y nadie tiene tanto derecho como Aragón a sentarse en la mesa para buscar soluciones”.

“Nos sentimos concernidos por lo que está ocurriendo y nos ponemos a disposición de todos los intentos para reconstruir una unidad de país que resulte acogedora para todos, para continuar la senda de éxito que iniciamos con buenos fundamentos en 1978“, ahondó.


Publicidad


Y, citando al profesor Guillermo Fatás, recalcó: “Los aragoneses somos pocos, pero nunca hemos sido poco“, antes de manifestar su lealtad “inquebrantable” a la Constitución y al jefe del Estado, “el primer ciudadano de este país”.

Al finalizar su discurso, el presidente aragonés recibió un gesto de agradecimiento del rey Felipe VI, quien se levantó para estrechar su mano.

Por otro lado, además del 800 aniversario de Casa Ganaderos, Lambán ha recordado el séptimo centenario del Archivo de la Corona de Aragón, una “magnífica oportunidad”, a su juicio, para convocar el patronato donde están representadas cuatro Comunidades Autónomas: Aragón, Cataluña, Islas Baleares y Valencia.