Jueves, 19 de Julio de 2018

La indignación con el último menosprecio independentista es más que notoria en la comarca oscense de Sobrarbe. Y no es para menos.

Hace pocos días, según denunció un montañero que subía al Tozal de Asba -en Betorz- para celebrar una romería tradicional, la Cruz de Asba que preside el monte estaba pintada con simbología independentista de color amarillo.

En una evidente relación a los lazos amarillos exhibidos por la causa separatista en Cataluña.


Publicidad


La pintada apareció el pasado 2 de junio. La cruz de Asba es un símbolo muy querido para los habitantes de la comarca aragonesa.

Por eso, y ante la crispación surgida en el entorno del municipio de Betorz, varios vecinos ascendieron al Tozal de Asba para tapar la pintada amarilla con ramas de buixo, según cuenta Sobrarbe Digital.

La Cruz de Asba, tapada / Sobrarbe Digital

Desde ahora, y hasta el momento que se consiga eliminar la pintada de manera permanente, los vecinos han conseguido tapar la pintada.

Este no es el único desprecio que conoce Aragón.

Suelen ser habituales los actos vandálicos en las cumbres del Pirineo aragonés.

Sin ir más lejos, hace pocos años la talla de la Virgen del Pilar fue tirada al suelo en la cumbre del Aneto.