Martes, 23 de Octubre de 2018

El Real Zaragoza no pasó del empate (2-2) ante el Almería en los Juegos Mediterráneo a pesar de que en el minuto 7 de partido los de César Láinez ya vencían por cero goles a dos. Edu Bedia fue el encargado de inaugurar el marcador en el minuto 4 y sin tiempo para que el Almería pudiese rehacerse, Ángel Rodríguez hizo el segundo en el minuto 7 gracias a un excelente pase de Pombo que permitió al delantero tinerfeño quedarse sólo delante del portero y realizar una extraordinaria vaselina sobre Casto.

UN ZARAGOZA DESAPARECIDO

Cuando parecía que el partido podía estar decantado hacia el lado blanquillo, el equipo no supo gestionar bien la renta de dos goles y 10 minutos más tarde el Almería acortó distancias en el marcador por medio de Morcillo. A partir de ahí, el Real Zaragoza desapareció sobre el campo y todo el protagonismo se lo llevó un Almería que se aprovechó la debilidad defensa de Feltscher que fue el mayor regalo para los almerienses. Aunque los blanquillos tuvieron oportunidades para hacer el tercero antes del descanso, fueron los locales quienes en el minuto 45, gracias a Quique, pusieron las tablas en el marcador.

Tras el paso por vestuarios, el Almería aprovechó el efecto motivador del final de la primera parte y continúo siendo mejor que su rival al que sólo tardó cinco minutos en avisar. Uche tuvo en sus botas la remontada en el minuto 50 y confirmaba así la superioridad sobre un Real Zaragoza que no mejoró su imagen hasta que en el minuto 66 Feltscher dejó su puesto a Isaac. Con el andaluz de lateral y Edu García, que sustituyó a Cani dos minutos antes, los de César Láinez volvieron a tener una mayor presencia en campo contrario llegando a tener Edu García una ocasión para hacer el tercero, pero sin embargo su disparo se fue por encima de la portería defendida por Casto.

FIDEL, DOBLE AMARILLA

Cuando el partido entraba ya en la recta final, el Almería se quedó con un hombre menos por la segunda amarilla que vio Fidel en el minuto 70 de partido. Una inferioridad numérica a la que el Real Zaragoza no supo sacarle provecho ya que en esos 20 minutos restantes, y con Dongou sobre el campo en detrimento de Edu Bedia, no volvió a poner a prueba al meta rival.

El encuentro finalizó con el resultado de empate a dos entre Almería y Real Zaragoza en un partido en el que ni el buen inicio de los blanquillos ni la expulsión de un jugador almeriense fue suficiente para lograr los tres puntos en un fin de semana que salió a pedir de boca para los intereses de la entidad aragonesa ya que ninguno de sus perseguidores lograron vencer, por lo que de conseguir la victoria en los Juegos Mediterráneos, el Real Zaragoza se hubiese colocado a seis puntos por encima del descenso.

Sin embargo, el punto con el que se vuelven a la capital del Ebro lo coloca en la duodécima posición a cuatro puntos del equipo que marca la zona roja de la tabla y le sigue presionando para la próxima jornada donde recibirá en La Romareda al RCD Mallorca, penúltimo clasificado y a ocho puntos del equipo blanquillo.