Lunes, 17 de Diciembre de 2018

La localidad zaragozana de Ainzón ha inaugurado hoy su sala de cine, la más veterana de la provincia, en la que se ha renovado el patio de butacas y se han acondicionado el suelo, las paredes y el cortinaje con una inversión de 45.000 euros para dar un nuevo impulso a este cine de los años 50.

La sala, a cuya reinauguración ha asistido el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, se ha mantenido en activo ininterrumpidamente, pese a los diferentes retos que ha tenido que afrontar, recuerdan en una nota desde el Gobierno de Aragón.

AINZÓN MANTIENE LA LLAMA DEL CINE

Lambán ha aplaudido el ejemplo de todo un pueblo por mantener encendida la llama del cine en una provincia que está unida al cine desde su nacimiento en Zaragoza, cuando en 1896 vio rodar la primera película en España, Salida de Misa de doce y media del Pilar.

El presidente de Aragón ha recordado que potenciar el séptimo arte en la comunidad es el objetivo que persigue Aragón Film Commission, atrayendo rodajes de todo tipo de producciones audiovisuales y facilitando el trabajo de las productoras que eligen esta comunidad para rodar.

En declaraciones a los periodistas antes de la inauguración, Lambán ha mostrado su apuesta “firme y decidida” por la cultura, que se refleja en los presupuestos destinados a subvencionar al teatro, la música o el libro, ayudas que relación con la legislatura pasada se han multiplicado por diez, según ha dicho.

LAMBÁN IMPULSA LA CULTURA

Entre las ayudas, destacan las dirigidas a proyectos cinematográficos -560.750 euros-, pero hay otras para artes escénicas -960.000 euros-, galerías de arte, asociaciones culturales o música.

En conjunto, entre ayudas directas e indirectas, son seis millones de euros para 2017, lo que supone un incremento del presupuesto de casi cinco millones de euros, convirtiéndose en la mayor cuantía de la historia del Gobierno de Aragón, según ha enfatizado su actual presidente.

Javier Lambán acudió a la inauguración del cineclub Ainzón / DGA

La cultura, ha incidido Lambán, es una industria “de la que cabe esperar mucho”, que en el futuro podrá suponer en Aragón aproximadamente el 5 por ciento del PIB, que crea mucho empleo de calidad y que otorga a Aragón en el exterior “una imagen de modernidad y excelencia como seguramente ninguna otra actividad”.

Ainzón mantiene vínculos con el cine desde hace 60 años a través de uno de su paisanos, Alfredo Mañas, y tanto el ayuntamiento como el cineclub han tenido empeño en que perdure, especialmente mediante la celebración de las jornadas que se han especializado en un campo que estaba sin cubrir, el de la animación.

Hace catorce años este festival se unía así a otras citas existentes en la provincia, como las de La Almunia y Fuentes de Ebro, lo que demuestra “la gran vinculación de la provincia de Zaragoza con el cine“, recuerdan desde el ejecutivo autonómico.

El ciclo Animainzón continúa vivo y el próximo mes de noviembre se celebrará la fase final del Concurso Nacional de Cine de Animación, en el marco de las XIV Jornadas de Cine de Ainzón.