Sabado, 20 de Octubre de 2018

Una menor de 11 años se encontraba dentro de un coche, llorando de manera desconsolada, porque su padre la había abandonado durante más de tres horas pasadas las dos de la madrugada para tomar unas cervezas.

De esta manera, ante la situación vivida por la menor, la Policía Local de Zaragoza detuvo al padre -de 34 años- por un delito contra las relaciones familiares. Los hechos ocurrieron el pasado domingo, en la calle Lastanosa (Las Delicias).


Publicidad


La menor, en el momento que los agentes la encontraron, estaba en perfecto estado físico. Mientras los agentes estaban con la menor, el padre salió del pub Zoom Latino avisando de que se había tomado nueve o diez cervezas y que no iba a coger el coche.

Los agentes de la Policía Local entraron en el pub latino para comprobar los hechos contados por la menor y el padre. El dueño del bar reconoció que el padre llevaba más de una hora tomando cervezas.

Al final, los agentes detuvieron al padre por un delito contra las relaciones familiares. La menor pasó la noche con su madre, que fue llamada por los agentes de la Policía Local. Para añadir más , la grúa se llevó el coche del detenido, ya que se encontraba aparcado en doble fila.