Viernes, 19 de Octubre de 2018

El Ayuntamiento de Zaragoza ha acordado nombrar Hijo Predilecto al músico Enrique Bunbury. A su vez, también ostentarán el reconocimiento el bailarín y coreógrafo Miguel Ángel Berna, el jurista Pedro Ramón y Cajal, el investigador Alberto Jiménez Schuhmacher y la Compañía Teatro Arbolé.

Por otro lado, se ha acordado hoy por unanimidad la concesión de la Medalla de Oro de la Ciudad a los Consistorios de Barcelona y Cambrils (Tarragona), en solidaridad por los atentados yihadistas que sufrieron el pasado 17 de agosto y que causaron dieciséis fallecidos y más de cien heridos.


Publicidad


Con la Medalla de Oro, Zaragoza quiere rendir homenaje a la sociedad civil de ambas ciudades catalanas, a sus gobernantes, a sus fuerzas de seguridad, a sus servicios públicos y sanitarios, que “supieron unir en ese ‘No tinc por’ un gesto único de solidaridad y respuesta ante una adversidad tan dura como compleja“, señalan fuentes municipales en una nota de prensa.

El ayuntamiento destacan que Zaragoza, vecina y amiga de Cataluña, de Barcelona y de Cambrils, ha vivido con especial preocupación y solidaridad unos hechos que estremecieron al mundo y se unió al dolor por las víctimas y a la indignación por unos hechos “absolutamente injustificables”.

HIJOS PREDILECTOS

Pedro Ramón y Cajal (Zaragoza 1953), es abogado del Estado desde 1978, ejerce la abogacía privada -como socio fundador de su propio despacho- y la docencia -como profesor de Derecho Administrativo en la Universidad Internacional de Cataluña-.

Reputado experto en Derecho Procesal, Público y Mercantil, es también árbitro titular de la Corte de Arbitraje Civil y Mercantil de Madrid (CIMA), de la Cámara de Comercio de Madrid y de la Corte Internacional de Arbitraje de la Cámara de Comercio Internacional de París y en su dilatada carrera profesional ha desempeñado puestos relevantes en numerosas empresas.

Del investigador Alberto Jiménez Schuhmacher, el Ayuntamiento de Zaragoza recuerda que, tras verse obligado a marcharse en 2003 ante la falta de oportunidades, dirige desde el pasado 1 de julio el laboratorio de Oncología Molecular del Instituto de Investigación Sanitaria de Aragón gracias al programa de atracción de talento.

Tras estudiar veterinaria y bioquímica, realizó su doctorado en Madrid junto al científico Mariano Barbacid, con quien trabajó seis años. Actualmente investiga en Zaragoza la detección precoz de los tumores cerebrales eludiendo las biopsias invasivas y también estudia el síndrome de Noonan, que provoca desde retrasos madurativos hasta problemas cardíacos.

Con la distinción a Enrique Bunbury, el Ayuntamiento quiere dar un reconocimiento a un hombre que nunca se ha olvidado de su pasado en Zaragoza y que desinteresadamente sitúa a la ciudad en el mapa internacional. El cantante comenzó su carrera artística en 1986 como parte de Héroes de Silencio para continuar diez años después como solista.

Nacido en Zaragoza en 1968, Miguel Ángel Berna empezó a bailar con 8 años y ya con 17 su trabajo le hizo acreedor de un primer premio, al que llegarían otros como el de Bailarín sobresaliente, con la obra “Entre Dos” o el premio a la mejor coreografía con “La Templanza”. Su actividad profesional le ha llevado a realizar giras por Europa, Asia y América, a impartir clases magistrales en el City Center de Nueva York o en el Ballet Nacional de España, entre otros.

En 1990 creó su primera compañía de baile, “Danza Viva” y desde 1999, con la actual, ha estrenado numerosos espectáculos, como Rasmia; Tierra de Dragón; Mudéjar; Savia nueva, junto a Carmen París; Amares; Goya; Flamenco se escribe con Jota, y La Jota y La Taranta, entre una larga lista.

Por su parte, la compañía Teatro Arbolé es un referente cultural al servicio de la infancia de la capital aragonesa desde hace 38 años, 28 de ellos como sala infantil estable, 25 con la editorial de teatro para niños y 10 en la nueva sede del Parque del Agua. Arbolé es la sala infantil estable mas antigua de España y una referencia en Latinoamérica, donde han inventado un festival que tiene hace tres años reflejo en Zaragoza, según dichas fuentes.

Las medallas y distinciones se entregarán el próximo 7 de octubre en un acto tras el que darán inicio las fiestas del Pilar 2017.