Sabado, 20 de Octubre de 2018

El pabellón Siglo XXI de la capital aragonesa está siendo protagonista de la asamblea prorreferéndum de Podemos junto a sus mareas y diversas fuerzas nacionalistas (PNV, PdeCat, ERC, Compromis, etc). El acto, que está reuniendo a más de 450 personas, refleja el sentir de una confluencia de partidos que piden un referéndum pactado para Cataluña.

Durante el acto, distintos dirigentes han ido reivindicando la postura mantenida por dichas fuerzas. Se han lanzado mensajes a favor del derecho a decidir en un marco legal que pueda ser pactado entre el Gobierno de España y el Gobierno de Cataluña, consensuado por el resto de fuerzas políticas. A su vez, también se han elevado críticas contra el Partido Popular aludiendo a su actuación en los últimos días. Por ejemplo, entienden las fuerzas reunidas que el PP ejerce “la represión fascista”.

DÍAZ LANZA CRÍTICAS CONTRA EL PSOE-ARAGÓN

Una de las protagonistas durante esta mañana ha sido la portavoz de Podemos en las Cortes de Aragón, Maru Díaz. La líder parlamentaria del partido morado ha expresado su malestar por la decisión de la Diputación Provincial de Zaragoza en los últimos días. La DPZ, gobernada por el PSOE, decidió no ceder la ciudad escolar Pignatelli para el acto organizado por Podemos.

Principalmente, según argumentaron en un comunicado, “la denegación se ha tomado de conformidad con el criterio de los autos del procedimiento ordinario 301/2017 del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo nº 3 de Madrid”.

Por ello, Díaz mostró su preocupación porque “el PSOE de nuestra tierra empieza a justificar que sea normal vulnerar los derechos civiles”. Es más, en su intervención ante los ‘comunes’ ha acusado al presidente de Aragón, Javier Lambán, de apostar “por la censura y la represión”. Y ha apelado al PSOE a nivel nacional para que “no apuesta por limitar los derechos fundamentales” como hace el líder del PSOE-Aragón.

La líder del partido morado ha concluido con un mensaje a su formación aragonesa, reclamando que Podemos Aragón debe ser “la voz” por la cercanía a Cataluña y salir de la asamblea con “una democracia fortalecida”.