Miércoles, 17 de Octubre de 2018

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, manifestó ayer que su departamento está trabajando para actuar en los 61 tramos de concentración de accidentes que hay en las carreteras autonómicas aragonesas.

En respuesta a una interpelación formulada por el diputado del PP Javier Campoy, el consejero reiteró que “jamás” se va a sentir bien con los datos de fallecidos en las carreteras, pese a la reducción en 22 en 2016 y en 17 en 2017, ya que cada caso es “un drama”.

Del mismo modo, indicó que si las carreteras aragonesas están entre las de mayor siniestralidad de toda España no es por los últimos tres años, en los que se ha reconocido “incapaz” de solucionar “lo que no se ha hecho en 40”.

Publicidad

Soro apostó por analizar tramo por tramo los de mayor concentración de accidentes para ver qué hay que hacer para disminuir la siniestralidad, dado que cada uno requiere de algo distinto.

El parlamentario popular, por su parte, lamentó que sigue sin oír nada acerca de ninguna estrategia para disminuir la siniestralidad en las carreteras de Aragón, más allá de invertir en conservación rutinaria.

Así, se interesó por las inversiones concretas y denunció que más de la mitad de las vías autonómicas no tienen ningún balizamiento y que muchas de ellas tienen problemas con la niebla o la nocturnidad.

Por último, reprochó al departamento que “se les ha olvidado” el Plan de Seguridad Vial aprobado en 2010.