Miércoles, 14 de Noviembre de 2018

ZARAGOZA – La empresa española de movilidad sostenible con patinetes eléctricos compartidos Koko ha elegido Zaragoza como la primera ciudad para desarrollar su actividad y desembarcará en la capital aragonesa con 200 patinetes y el visto bueno del Gobierno local.

La empresa ha elegido esta ciudad debido a las “características de su población y su apertura a la innovación”, y la ha calificado como un “escenario perfecto para lanzar el servicio y ser pionera de cara a la expansión por España”, tal y como ha explicado en un comunicado.


Publicidad


El servicio, que cuenta con una flota de 200 patinetes eléctricos, no dispone de estaciones fijas, ya que usa un sistema de geolocalización a través de la aplicación -disponible en App Store y Google Play-, que facilitará el uso y la devolución de los usuarios que realicen trayectos dentro de la zona determinada por la compañía.

El coste será de 15 céntimos de euro por minuto, sin coste de desbloqueo y su servicio espera ampliarse “en los próximos meses a otras 11 ciudades españolas“, gracias al apoyo de la incubadora de empresas emergentes Demium Startups.

Para hacer uso de este servicio, los usuarios deben tener al menos 18 años, y tras descargarse la aplicación y registrarse, el primer paso es localizar un patinete, y al llegar a él escanear mediante la propia aplicación el código QR que tiene visible para desbloquearlo.


Publicidad


A partir de ese momento, la conducción “es intuitiva” y una vez se llegue al destino “sólo hay que dejar el patinete aparcado responsablemente, sin que moleste al tráfico ni a los peatones, dentro de los límites de área especificados” en el mapa de la aplicación y bloquearlo finalmente una vez finalizando el trayecto.

El pago se realizará por minuto, según el tiempo de uso, y no existe tiempo mínimo o máximo siempre y cuando el vehículo tenga batería ha explicado la startup en el comunicado.