Martes, 13 de Noviembre de 2018

La propaganda política entró de lleno en el corazón de las Fiestas de la Virgen del Pilar. Durante el día de la Ofrenda de Frutos, se produjo un incidente notable por parte de algunos ciudadanos contra dos jóvenes de la Casa de Cataluña por portar lazos amarillos en su vestimenta.

El símbolo independentista en repulsa a la situación de los políticos catalanes en prisión preventiva por incurrir en varios delitos penales, entre ellos rebelión y malversación de fondos públicos.


Publicidad


Los dos jóvenes catalanes, de la Casa de Cataluña, acudieron como oferentes a la Ofrenda de Frutos en la Basílica del Pilar, el día 13 de octubre, con los lazos amarillos. Por ello, en repulsa a la expresión política independentista en un acto solemne, varios ciudadanos comenzaron a abuchear a los jóvenes.

Un gesto de los jóvenes que coincide con la reciente colocación de cientos de lazos amarillos por Zaragoza, y otras localidades aragonesas, de los recién creados CDR aragoneses, durante el aniversario del 1 de octubre. Así como la pintada vandálica de color amarillo en la cruz del Aneto el mismo día.

Ante la polémica suscitada, y el eco mediático, uno de los dos jóvenes recoge lo sucedido en su perfil de la red social Twitter. El joven detalla que, al recibir la invitación para la Ofrenda de Frutos, se le niega después la entrada al Ayuntamiento por parte de algún miembro de la Federación de las Casas Regionales.

Sin embargo, aclara el joven, Santisteve le invitó a vestir en el Ayuntamiento de Zaragoza con el lazo amarillo porque “en Zaragoza no se censura y que no entiende porque no me permiten entrar con lazo”.

La reacción final del alcalde de Zaragoza crispó a varios concejales de la oposición, así como a otros ciudadanos, que estaban presenciando la Ofrenda de Frutos.