Miércoles, 14 de Noviembre de 2018

El gobierno de Zaragoza en Común ha decidido suspender los pagos a la empresa multinacional FCC prestadora del servicio de mantenimiento de las zonas verdes una vez transcurridas tres semanas sin que haya atendido el requerimiento municipal de justificar los costes imputados en la prestación del servicio.

El Ayuntamiento de Zaragoza pedía a la empresa la entrega de las facturas y desglose de trabajos de los proveedores más importantes de FCC y cuyos costes son imputados al Ayuntamiento, según informó la concejal de Medio Ambiente y Movilidad, Teresa Artigas.


Publicidad


El origen del requerimiento se encuentra en el, según dichas fuentes, “incomprensible, al menos hasta ahora, incremento de los costes en la prestación del servicio” dado que en los últimos meses la plantilla, los vehículos y la maquinaría ha sido la misma.

El gobierno municipal pone como ejemplo que en el mes de agosto el coste del servicio ha sido un 26% superior el de enero, un incremento que comenzó en el mes de marzo y que ha aumentado de forma progresiva desde entonces.

Artigas explicó que mientras FCC no atienda el requerimiento municipal, el Ayuntamiento suspende los pagos por este servicio e informó de que a partir del mes de agosto, todas las facturas de la empresa deberán ir acompañadas de la correspondiente documentación que justifique los gastos, que es lo que ha motivado que la factura de agosto haya sido devuelta.

En su comparecencia ante los medios, Artigas manifestó que es “altamente sospechoso que FCC no quiera entregar una documentación muy sencilla que le hemos podido y que podría disipar cualquier duda respecto a que nos pudieran estar inflando los costes”.

“Por desgracia -añadió-, la falta de colaboración de FCC con este Ayuntamiento es algo constante y demuestra la poca responsabilidad de esta empresa”.