Martes, 23 de Julio de 2019

La plantilla de CHIP Audiovisual se concentrará este próximo sábado en la plaza de España de Zaragoza para denunciar la precariedad laboral que sufren con un modelo de subcontratación que aseguran que perjudica la calidad del servicio y a lo que se suma la precariedad laboral de los trabajadores de los servicios informativos.


Publicidad


Este sistema, impuesto por la Corporación Aragonesa de Radio y Televisión (CARTV), es desde hace más de siete años gestionado por CHIP Audiovisual, empresa del grupo Henneo (Grupo Heraldo).

Con más de una década de servicio, la mayoría de los trabajadores tiene una relación contractual con la empresa por obra y servicio y otros encadenan contratos de meses o semanas. Según datos de CCOO, una parte importante de la plantilla no alcanza los 22.000 euros brutos anuales y ningún trabajador goza de permisos por antigüedad, horas extras o nocturnidad.


Publicidad


Además el sindicato denuncia que por trabajar un fin de semana la plantilla de CHIP cobra 12,5 euros, menos del 8 % de lo que percibe el resto del personal de Aragón TV y que la empresa fija así los horarios a su antojo sin tener en cuenta la conciliación de la vida familiar y laboral e imponiendo extensas jornadas de trabajo a su personal.

Por todo ello, la plantilla de CHIP Audiovisual reclama a los responsables del ente público un compromiso “claro y rotundo” por una televisión autonómica pública y de calidad, con unos servicios públicos, plurales, sociales y vertebradores del territorio.

Reclaman un nuevo pliego de condiciones que equiparen las condiciones laborales de los trabajadores de CARTV con la plantilla de informativos de CHIP Audiovisual e “internalizar” el servicio de informativos, que tienen un 20% de audiencia, para poner fin a su gestión privada como “única forma” para que los profesionales de los informativos puedan desarrollar su trabajo en “plenas condiciones y garantías”