Miércoles, 20 de Febrero de 2019

La consejera socialista de Ciudadanía y Derechos Sociales, María Victoria Broto, ha asegurado este viernes que los menores no acompañados (menas) son “una prioridad” para el Gobierno de Aragón que está “trabajando con firmeza y respondiéndoles lo mejor posible para que puedan vivir con dignidad”.


Publicidad


La consejera ha reprochado la “intoxicación y crispación” que se está generando en torno a este colectivo, “algo -ha apuntado- que no podemos permitir cuando las leyes están clarísimas en la defensa del menor“.

Broto ha agradecido el trabajo prestado por el servicio de menores, fiscalía, jueces, Delegación del Gobierno, cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado y las entidades que colaboran en su atención que, ha asegurado, cuentan con personal especializado y educadores sociales.


Publicidad


La consejera ha reiterado que el número de menas acogidos en Aragón son 200 y ha recordado que Aragón es “la única” Comunidad que tiene un servicio de recogida de menores cuando llegan.

También ha destacado los 40 millones de euros que el Gobierno de España “ha puesto sobre la mesa” para atender a este colectivo, de los que Aragón recibirá 400.000, una cifra que, no obstante, ha reconocido como “insuficiente”.

LA DENUNCIA POLICIAL

Por otro lado, el sindicato policial Jupol denunció -hace días- que el incremento constante de menores extranjeros no acompañados (menas) en dependencias policiales de Zaragoza deriva en una merma de la seguridad ciudadana en la ciudad debido a la disminución de agentes en las calles.

Destacan sus responsables que muchos de los ‘menas’ que llegan, en un “goteo incesante”, a la ciudad “proceden de Cataluña, País Vasco y otras localidades cercanas, sin dinero pero con billete de bus o de AVE comprados”.


Publicidad


“Sin querer criminalizar ni generalizar -subrayan-, se debe reseñar el aumento significativo de delincuencia (con gran violencia) en nuestra ciudad y el incremento sustancial de detenciones de algunos de estos menores”.