Lunes, 22 de Julio de 2019

El Consejo de Gobierno de Aragón ha declarado hoy de interés autonómico el proyecto que el grupo SAMCA va a llevar a cabo en el municipio de Alcorisa, que, con una inversión de 16,3 millones de euros, generará 58 nuevos puestos de trabajo directos y una treintena de indirectos.

Así lo ha anunciado la consejera de Economía, Marta Gastón, en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno, en la que se han aprobado una quincena de asuntos.


Publicidad


Gastó ha destacado la importancia de la decisión porque supone la reducción a la mitad de los plazos administrativos y porque va a permitir la recolocación de los trabajadores de las explotaciones a cielo abierto desde las que se ha estado suministrando carbón a la Central Térmica de Andorra y que se van a cerrar el próximo mes de diciembre.

El grupo SAMCA aprovechará las instalaciones de la antigua planta de Gres Aragón para poner un marcha un proyecto minero e industrial que tiene como objetivo valorizar las arcillas extraídas en la provincia de Teruel y desarrollar nuevos productos.

En concreto, el proyecto incluye la creación de una planta de fabricación de fachadas y de un centro de I+D+i para el desarrollo de nuevas pastas y productos cerámicos y está previsto que estén en funcionamiento en el primer trimestre de 2020.


Publicidad


OTRA INVERSIÓN DE SAMCA

Esta inversión del grupo empresarial se une a su proyecto integral de fabricación de fertilizantes organominerales, declarado Inversión de Interés Autonómico el pasado 12 de febrero, que supondrá una inversión de más de 41 millones de euros y la generación de 85 puestos de trabajo directos.

Ambos proyectos contribuirán a mitigar el impacto socioeconómico derivado del cierre de la térmica y el fin de la minería del carbón destinado a uso energético.

El grupo SAMCA cuenta con explotaciones mineras en Ariño, Oliete, Estercuel y Castellote, de las que el año pasado se extrajeron cerca de un millón de toneladas de arcillas, una actividad en torno a la cual ha decidido desarrollar un proyecto global asociado a la valorización de las arcillas extraídas, que incluye tres grandes actuaciones complementarias.

Se trata de la investigación y explotación de las distintas variedades de arcillas de sus minas en la provincia de Teruel, la fábrica de fachadas cerámicas y el centro de I+D+i de Alcorisa, que se unirá y coordinará a los centros de investigación con los que ya cuenta el grupo en Estercuel y Ariño.

La ubicación de las nuevas instalaciones en Alcorisa es una decisión expresa del grupo empresarial para garantizar que los efectos de creación de riqueza y de empleo se concretan en la zona y permiten mitigar los efectos del cierre de la actividad minera vinculada al carbón de uso energético.


Publicidad


El proyecto conjunto engloba también todas las inversiones asociadas a sus centros mineros de producción de arcillas, ubicados en diversos emplazamientos de los términos municipales de Ariño, Oliete, Gargallo, Estercuel, Castellote, Huesa del Común, Crivillén y Molinos, incluyendo los derechos mineros en sus distintas fases de tramitación, y la actividad de tratamiento de mineral, que se llevará a cabo en las plantas ubicadas en Ariño y Gargallo.

Este nuevo proyecto forma parte del decreto-ley con medidas urgentes aprobado por el Gobierno de Aragón el pasado 30 de enero para simplificar la tramitación de inversiones que permitan el desarrollo económico, social y territorial de las comarcas y municipios mineros aragoneses.

Con ello se trata de favorecer la canalización de inversiones productivas y, especialmente, de aquellas que afectan a estas comarcas.