Lunes, 18 de Noviembre de 2019

Un jurado popular juzgará a partir de este lunes en la Audiencia de Zaragoza al antisistema Rodrigo Lanza como presunto responsable del asesinato por odio de un hombre de 54 años, Víctor Laínez, que llegó al bar en el que se encontraba con unos tirantes con la bandera española.


Publicidad


Según consta en el sumario, los referidos tirantes fueron el detonante de una reacción violenta por parte del acusado que terminó, cuatro días después, con la muerte de Víctor Laínez, en centro hospitalario en el que fue ingresado a causa de la agresión sufrida.

Laínez estaba a las 3 de la madrugada del 8 de diciembre de 2017 en el bar “Tocadiscos” de Zaragoza en actitud tranquila, cuando Lanza, acompañado por otras tres personas, entró en el local y empezó a hablar con la víctima a causa de los tirantes que llevaba.

La sangre de Víctor Láinez en el bar ‘Tocadiscos’ después de la paliza mortal / HOY ARAGÓN

Según relata el fiscal en su escrito provisional de acusación, unos veinte minutos después, Lanza y sus amigos salieron del establecimiento justo antes de que lo hiciera Laínez.

Ambos volvieron a enfrentarse verbalmente, aunque el fiscal, a tenor del sumario, advierte de la inexistencia de pruebas que acrediten que Laínez llevara algún tipo de navaja para amenazar a su oponente, como relató ante la instructora Lanza para defenderse de la imputación.

El fiscal destaca en su relato que Laínez volvió a entrar al bar y el acusado, repentinamente, lo siguió “para atacar por detrás” y le propinó un primer golpe en la cabeza que le hizo caer al suelo, donde Lanza le siguió dando “puñetazos en la cabeza y una patada muy fuerte en la cara”.


Publicidad


Laínez falleció el 12 de diciembre en el Hospital Clínico de Zaragoza debido a un severo traumatismo craneoencefálico con parada cardiorrespiratoria.

Según el auto, no presentaba lesiones que indicaran la existencia de defensa o lucha pero sí varias en el tórax y en el abdomen “compatibles con contusiones con un objeto duro y romo, más o menos circular”.

FISCALÍA: 25 AÑOS DE PRISIÓN

Entiende el fiscal, en contra de lo argumentado por la defensa, que Lanza, nieto del almirante golpista chileno Sergio Huidobro, un colaborador del general Augusto Pinochet, actuó por motivos ideológicos, con un ataque por sorpresa que no dio ninguna oportunidad de defensa a su víctima.

El ministerio público solicita una condena de 25 años de prisión para Rodrigo Lanza Huidobro por el presunto asesinato por odio, con alevosía y ensañamiento, de Víctor Laínez, así como el pago de una indemnización de 150.000 euros a la familia de la víctima y de 5.600 al Salud, presente en la causa como actor civil, por los gastos generados.


Publicidad


Esta petición es la misma planteada por el representante legal de la acusación particular en nombre de la familia de la víctima, el letrado zaragozano Juan Carlos Macarrón, quien sostiene que el acusado se sirvió de un objeto contundente en sus manos para causar mayor daño.

En defensa de Lanza, su letrado asegura que su cliente tuvo que defenderse de un ataque con arma blanca por parte de Víctor Laínez, aunque ni el arma fue localizada tras el crimen ni los testigos interrogados corroboran su versión.

*Lea aquí cómo sucedió el asesinato del zaragozano Víctor Laínez (con imágenes en exclusiva)



Contenido patrocinado

loading...
No Hay Más Artículos