Sabado, 25 de Septiembre de 2021

Además de las grandes bodegas aragonesas, nuestra Comunidad está salpicada de pequeños proyectos que siempre sorprenden por su calidad, y por el mimo que ponen en la elaboración de sus vinos. Hoy, nos vamos hasta Barbenuta, en la comarca del Alto Gállego, para conocer Bodegas Bal Minuta, una bodega que tiene las viñas más altas de la Península Ibérica.


Publicidad


Allí, a más de 1.300 metros de altura, estos viñedos de alta montaña nos invitan a degustar un vino diferente y con mucha personalidad marcado por el clima de la alta montaña. Porque además de cultivar sus viñas, ofrecen experiencias para degustar los vinos maridados con productos del Pirineo en un entorno con unas vistas privilegiadas.

LOS ORÍGENES DE BAL MINUTA

Bodegas Bal Minuta

En Biescas están los viiñedos más altos de la Península / Bal Minuta

Tras este proyecto están Pilar Gracia Ansotegui y Ernest Manich, dos enólogos que se conocieron estudiando el mundo del vino en la facultad Rovira i Virgili de Tarragona. En esta universidad catalana, sus destinos se unieron.

Antes de dar comienzo al proyecto de Bal Minuta, Pilar estuvo trabajando en empresas vitivinícolas en el sur de Francia como la que elabora una de las denominaciones de origen más prestigiosas y caras del mundo, las de Châteu Pétrus. Este vino tinto se elabora con uva merlot.

Mientras tanto, Ernest estuvo trabajando en Chile para comenzar sus prácticas de agricultura en una comuna de secano con peculiaridades climáticas de las que sacó grandes experiencias. Y en 2009, ambos vuelven a coincidir en la comarca del Priorat catalán. Ella, en unas prácticas de química en una bodega que elabora vino de autor, y él, en una de las bodegas más antiguas del Priorat.

Tras un breve paso por el valle de Arán, Pilar y Ernest tomaron muestras de la ladera cercana a Barnenuta, junto a Biescas, y allí comenzaron a plantar vides de variedades como Gewürztraminer, Chardonnay, Pinot Noir y Cabernet Franc o Riesling. Esta plantación, de carácter experimental, se convertiría en las viñas más altas de toda la Península.  Su primera cosecha fue en 2013.

En 2016 comenzaron a ampliar, comprando unas viñas centenarias de garnacha en Embún, a entre 700 y 800 metros de altura en el Valle de Hecho, dentro de un proceso de crecimiento de la bodega lento pero seguro.

EL VINO DE LAS NIEVES, SU VINO MÁS ICÓNICO

Vino de las nieves

La altura y la climatología marcan el sabor del vino /Bal Minuta

El Vino de las Nieves, emblema de esta bodega, se cultiva en una ladera de Barbenuta, un precioso pueblo pirenaico con casas de piedra, desde la que se puede ver el curso del río Gállego en su descenso desde la frontera francesa. Un paisaje único que aporta a las uvas el sabor característico de los Pirineos. Este vino blanco se elabora utilizando uvas de las variedades riesling, gewürztraminer y chardonnay.

Además de este vino blanco joven, en esta bodega que se está convirtiendo en un referente nacional del vino de altura, elaboran otros vinos como el Tinto de las Nieves. Un vino elaborado con cabernet franc y garnacha, que presenta una gran intensidad aromática con recuerdos de frutos rojos y negros maduros que ganó la medalla de oro en el Concurso Mundial de Vinos de Bruselas, compitiendo con 8.500 vinos procedentes de 46 países.

El Vino Blanco es el vino más icónico de la bodega / Bal Minuta

Junto a estos dos vinos, en esta bodega producen también el Vino Nieves Pinot Noir, o el Pájara (un vino joven y afrutado elaborado con uvas merlot y tempranillo cultivadas en Rapún y en otras zonas de Aragón).

Tampoco nos podemos olvidar de Viña Balén, un vino reserva con crianza en roble francés que se elabora con las únicas garnachas centenarias a 800 metros de altitud en el Pirineo Aragonés. Y si te gusta el vino dulce, tampoco puedes dejar de probar Nieu, un vino de licor dulce elaborado al 50% con moscatel y semillón, y que es ideal para acompañar cualquier aperitivo.

UNA EXPERIENCIA ÚNICA: DEGUSTAR VINOS Y PRODUCTOS DEL PIRINEO EN EL CORAZÓN DEL VALLE DE TENA

Visita bodega Pirineo

Si te faltaba algo para que te enamoraras por completo de este proyecto tan personal que contribuye a revitalizar esta zona del Pirineo Aragonés, en Bodegas Bal Minuta tienen una propuesta única para este verano. Hasta el 25 de agosto, nos ofrecen una oportunidad de disfrutar de la ‘Era de las Viñas‘.

Una experiencia en la que, sentados en unas encantadoras mesitas de madera, y rodeados de naturaleza, podemos degustar los vinos de Bodegas Bal Minuta y productos artesanales del Valle de Tena.

Dirección: Calle Baja, 7 – Barbenuta-Biescas. Tfno: 677254659

Publicidad