Miércoles, 17 de Agosto de 2022

Tras dos años sin poder celebrarse a causa de la pandemia, la Semana de Santa de Zaragoza ha vuelto a ocupar las calles en todo su esplendor, arropada por miles de zaragozanos y visitantes, deseosos de recuperar la normalidad perdida.

Con 53 procesiones, y más de 16.000 cofrades, la Semana Santa de la capital aragonesa es colorida y vibrante, gracias a los más de 4.000 tambores, bombos y timbales que hacen que su particular sonido retumbe por calles y plazas.

EL SONIDO DE LOS TAMBORES, MUY RECIENTE

Semana Santa Zaragoza

Las Siete Palabras fue la primera cofradía en introducir bombos y tambores en Zaragoza / Hoy Aragón

Parece que el retumbar de tambores y bombos es una tradición de siempre en Zaragoza, pero lo cierto es que es una tradición bastante reciente. No fue hasta 1940 cuando la recién fundada cofradía de las Siete Palabras decidió incorporar el sonido de los tambores a su procesión, imitando la tradición del Bajo Aragón.

En 1945, fue también la primera cofradía zaragozana en incorporar los timbales, y en 1970, los bombos. Poco a poco, el resto de cofradías zaragozanas incorporaron estos instrumentos que hoy marcan la Semana Santa de la capital de Aragón.

NO TODO SON LOS TAMBORES

Semana Santa

Las matracas forman parte de los sonidos de la Semana Santa de Zaragoza / Ecce Homo

Aunque tambores, bombos y timbales son el sonido más representativo de la Semana Santa zaragozana, lo cierto es que hay hay cofradías en las que se escuchan otros sonidos. En el caso de la Cofradía de la Entrada de Jesús en Jerusalén, una cofradía en la que además de instrumentos de percusión, hay una sección de carracas, o carraclas, en aragonés.

En la Cofradía del Ecce Homo el sonido más característico es el de las matracas, instrumentos que se hacían sonar en los pueblos aragoneses anunciando la Pasión y Muerte de Cristo. En esta cofradía también sacan a la calle dos matracas de campanario sobre ruedas, que sustituían a las campanas que enmudecían en las iglesias ante las celebraciones de Semana Santa.

LOS ORÍGENES DE LA SEMANA SANTA ZARAGOZA

Semana Santa Zaragoza

Grabado del Santo Entierro en 1885 / HA

La Semana Santa hunde sus raíces varios siglos atrás. Sus orígenes se vinculan a dos entidades religiosas. Primero, a la Venerable Orden Tercera de San Francisco de Asís. Esta hermandad ya organizaba en el siglo XVIII tres procesiones, la del Encuentro el Martes Santo, la del Santo Entierro el Viernes Santo y la de Resurrección.

Tras Los Sitios de Zaragoza, cobra protagonismo la Real Hermandad de la Sangre de Cristo, ya que desde 1827 es la encargada de organizar la procesión del Santo Entierro. La Real Hermandad tuvo su sede en Zaragoza desde el siglo XVI en el convento de San Francisco, y se ha dedicado tradicionalmente a recoger los cadáveres abandonados en las calles de la ciudad.

LA TALLA MÁS ANTIGUA

Semana Santa Zaragoza

El Ecce Homo sale a la calle en la noche del Miércoles Santo / Hoy Aragón

La imagen más antigua de todas las que procesionan por las calles de Zaragoza en Semana Santa es la del Ecce Homo. Esta talla, procesionada por la cofradía del mismo nombre en la noche del miércoles Santo recorriendo las calles del Arrabal y atravesando el Puente de Piedra en dirección al Casco Histórico, es una escultura de autor anónimo fechada en el siglo XV. Durante todo el año, está expuesta en la iglesia de San Felipe.

EL CRISTO DE LA CAMA, SALVADO DE LAS BOMBAS FRANCESAS

Durante los Sitios de Zaragoza, los franceses volaron el convento de San Francisco, en la actual plaza de España. Allí se almacenaban las tallas que desfilaban en la procesión del Santo Entierro, y lamentablemente, todas quedaron destruidas.

Tan solo se salvó el Cristo de la Cama, una preciosa imagen articulada que podría haber sido tallada en el siglo XV. Fue una mujer, María Blázquez, la que salvó la talla de entre las ruinas, pasando de allí al Pilar hasta 1810, cuando fue traslada a la iglesia de 1813. Ese año, fue instalada definitivamente hasta San Cayetano, donde permanece hasta hoy.

EL TERCEROL, UNA PRENDA TÍPICA ARAGONESA

Semana Santa

El tercerol es la prenda típica aragonesa para cubrir la cabeza

Aunque los capirotes son la seña de identidad de buena parte de las cofradías zaragozanas, lo cierto es que la prenda tradicional para cubrirse la cabeza en la Semana Santa aragonesa son los terceroles. El origen de esta prenda hace referencia a la orden Tercera de San Francisco de Asís. Posteriormente, la Hermandad de la Sangre de Cristo la recuperó para los portadores de los pasos durante la procesión del Santo Entierro.

NO TODOS LOS COFRADES LLEVAN LA CARA TAPADA

Semana Santa Zaragoza

La Crucifixión procesiona a cara descubierta / Hoy Aragón

Aunque la mayor parte de las cofradías zaragozanas exigen a sus hermanos llevar la cara tapada , lo cierto es que hay varias hermandades que no lo hacen. La Cofradía de la Crucifixión procesiona con la cara descubierta, ya que llevan tan solo una capucha, como parte del hábito franciscano.

La cofradía de Cristo Resucitado procesiona el Domingo de Resurrección con la cara destapada, para mostrar su alegría en este día festivo (además, en lugar de llevar velas, los cofrades portan claveles). La Real Hermandad de la Sangre de Cristo también llevan el tercerol a cara descubierta.

LA PRIMERA COFRADÍA DE LA SEMANA SANTA MODERNA SE CREÓ EN 1937

Semana Santa Zaragoza

La cofradía de la Piedad lleva desde su fundación realizando el mismo recorrido en el mismo horario / La Piedad

En el año 1937 se creó la primera cofradía penitencial de la Semana Santa de Zaragoza, la de Nuestra Señora de la Piedad. Y el 15 de abril de 1.938, a las 00:00 horas, salió desde la Plaza del Justicia la primera procesión de esta cofradía, con un recorrido y un horario que se ha mantenido invariable desde entonces,

Comenzaba a media noche de la iglesia de Santa Isabel, y tras recorrer las calles del Casco Histórico en dirección a la Magdalena, finalizaba en la iglesia de San Nicolás. La imagen titular que desfila con esta cofradía es una preciosa talla de Antonio J. Palao, que cumplió en 2021 su 150 aniversario.

LA HERMANDAD DE SAN JOAQUÍN NACIÓ EN 1522

Semana Santa Zaragoza

La Hermandad de San Joaquín nación en el siglo XVI / Hoy Aragón

La Hermandad de San Joaquín y de la Virgen de los Dolores fue creada en 1522 por un grupo de comerciantes del entono de la calle Cedería (actualmente forma parte de la Avenida de César Augusto) de  la capital aragonesa para pedir su protección ante una epidemia de peste que asolaba la ciudad en aquella época.

En 1938 se creyó conveniente que la Hermandad ampliase su campo de actuación y diese muestra pública de su existencia uniéndose a la procesión del Santo Entierro. Con este fin se constituyó una sección dentro de la misma Hermandad, dedicada a prestar culto especial a la Virgen de los Dolores.

Publicidad