Sabado, 22 de Enero de 2022

Desde tiempos de los romanos, Zaragoza contó con una muralla para defender a sus habitantes de las amenazas externas. Conforme la ciudad creció, la vieja muralla romana (de la que todavía quedan tramos en César Augusto y en el Coso Bajo) se amplió, adaptándose a los nuevos tiempos. En los momentos de mayor extensión de la muralla, Zaragoza llegó a contar con 12 puertas. 


Publicidad


Lamentablemente, en la actualidad solo queda una de las puertas más modernas, la del Carmen, habiendo desaparecido otras puertas mucho más monumentales, similares por ejemplo a las puertas de Serrano de Valencia. Y hoy queremos hacer un repaso por todas esas puertas de Zaragoza desaparecidas, de las que solo queda el recuerdo.

LAS CUATRO PUERTAS MÁS IMPORTANTES

Puertas de Zaragoza

La Puerta del Ángel en un grabado de 1824 / HA

La Puerta del Ángel era la puerta principal a la ciudad, ya que daba entrada la capital desde el Puente de Piedra. En el entorno, además de La Lonja, se situaba el Palacio de la Diputación del Reino, La Seo o las Casas del Puente (el ayuntamiento de la ciudad). La puerta se construyó en 1.492 con motivo de la llegada de los Reyes Católicos a la capital, sustituyendo a la puerta anterior, recibiendo su nombre porque estaba coronada por una escultura del ángel custodio creada por Gil Morlanes. Fue derribada en 1.821.

La Puerta de Toledo era de una de las puertas más espectaculares de la ciudad. Estaba situada en calle Manifestación junto la plaza del Mercado (actual Mercado Central) y fue testigo de momentos históricos como la ejecución del Justicia Juan de Lanuza o el paso de las comitivas reales que se dirigían desde la Aljafería a La Seo para la coronación de los Reyes de Aragón. En 1.842 se aprobó que fuera demolida, aunque en una fachada situada frente a las murallas se recuerda con un mural cómo era.

Puertas de Zaragoza

La Puerta de Toledo estaba situada en la plaza del Mercado / HA

La Puerta Cinegia era la puerta situada al sur de la muralla romana, en el entorno de la calle Mártires y Plaza de España. La puerta fue remodelada en el siglo XV con motivo de la visita de los reyes Fernando e Isabel. Durante las batallas de Los Sitios, como toda la zona, la puerta sufrió grandes daños y en 1809 sus restos fueron derribados.

La última de las puertas de la muralla romana era la Puerta de Valencia. En sus orígenes, cuando Zaragoza era una colonia, esta puerta, denominada como Porta Romana, era la más importante de la ciudad al ser la que miraba hacia la capital del Imperio. Estaba situada junto a la antigua universidad de la Magdalena. La puerta tenía gran altura, y estaba flanqueada por dos torres y desde la Edad Media tuvo viviendas en su parte superior. Fue derribada en 1.867.

Puertas de Zaragoza

La Puerta de Valencia daba acceso a la ciudad desde el este / HA

OTRAS PUERTAS DE LA CIUDAD

Además de estas 4 grandes puertas, Zaragoza tuvo 8 puertas más de distinto tamaño e importancia y construidas en diferentes épocas. Entre ellas se encontraba la Puerta de San Ildefonso, una puerta que se situaba junto al Torreón de la Zuda (el palacio de los gobernadores musulmanes de la ciudad) y que también fue llamada postigo del Mercado, Puerta Imperial o Puerta de la Tripería. Por esa puerta accedió el rey aragonés Alfonso I El Batallador cuando conquistó la ciudad.

En la zona sur también se encontraba la Puerta del Sol, situada al final del Coso Bajo, frente al Puente de Hierro. Fue construida en el siglo XIV y se conocía de forma popular como La Portaza. Estaba decorada por un relieve con forma de sol que puede verse en la actualidad en el Museo de Zaragoza. Fue derribada en 1869.

La Puerta del Duque de la Victoria es una de las más conocidas, gracias al mural situado en la Plaza de San Miguel, y que ha sido recientemente restaurado por el Ayuntamiento. Estaba situada junto a la iglesia de San Miguel y fue construida en 1856 para celebrar la visita del general Espartero a Zaragoza con motivo de la inauguración de la línea de ferrocarril Zaragoza-Madrid. Fue derribada en 1919 ante el aumento del tráfico en esta zona.

Puertas de Zaragpza

La Puerta del Duque de La Victoria fue derribada en 1919 / AZ

La Puerta de Sancho estaba situada en el oeste de la ciudad medieval, al final de la calle Predicadores, permitiendo la comunicación de la ciudad con las huertas de La Almozara. Ya existía en el siglo XII, y era la puerta por la que salían de la ciudad los desterrados. Cerca de la Puerta de Sancho se encontraba la Puerta del Portillo. Estaba situada junto a la iglesia del mismo nombre, y es famosa porque en esta puerta Agustina de Aragón disparó el cañón para defender este enclave ante el avance de los franceses.

La Puerta de Santa Engracia cerraba la ciudad por el sur. Llegaron a construirse hasta 3 puertas con este nombre, situadas en los alrededores de la basílica del mismo nombre. La primera estaba situada al lado del monasterio de los Jerónimos, en el lugar en el que hoy se levanta Correos, y sufrió grandes daños durante la Guerra de la Independencia. Tras el derribo de sus restos, en 1815 se construyó una nueva puerta de corte neoclásico. Tras el final de la Guerra, se levantó una nueva puerta de corte neoclásico, situada ya en lo que hoy es el Paseo de la Independencia.

Puertas de Zaragoza

La última puerta de Santa Engracia estuvo situada en plaza de Aragón / AZ

En 1865 esta puerta fue demolida y se construyó una nueva Puerta de Santa Engracia junto al edificio de Capitanía General. Y enfrente, en el exterior de la ciudad, se levantaría la Facultad de Medicina y Ciencias de la Universidad de Zaragoza.


Publicidad


Y para acabar con este repaso a las puertas de Zaragoza, lo hacemos con la Puerta del Carmen, única puerta que ha sobrevivido tanto a Los Sitios, como a la piqueta. Fue inaugurada en 1792, y en sus muros todavía pueden verse los restos de los disparos realizados durante la Guerra de la Independencia. Por esta puerta también accedieron a la ciudad las tropas carlistas que fueron rechazadas por los zaragozanos leales a Isabel II y que fue el origen de la celebración de la Cincomarzada.

Publicidad