Jueves, 24 de Septiembre de 2020

La Junta de Gobierno de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) ha dado luz verde a la propuesta del Ministerio de Hacienda para dotar de 5.000 millones de euros a un fondo para la reconstrucción económica de los municipios, que inyectará dinero únicamente a aquellas ciudades que entreguen sus remanentes de tesorería.

Esta decisión deja fuera a la ciudad de Zaragoza, entre otras ciudades, por no disponer de ahorros tras los últimos años de pésima gestión económica por los sucesivos gobiernos de izquierdas, desde el PSOE a Zaragoza en Común.


Publicidad


El acuerdo ha salido adelante con 12 votos a favor (PSOE), 12 en contra (10 del PP, uno de Cs y otro del PdeCat) y la abstención de IU-Podemos, lo que ha obligado a recurrir al voto de gracia del presidente socialista, Abel Caballero, para decantar la balanza.

“Es la peor noticia económica que se nos ha dado en décadas”, ha lamentado en rueda de prensa el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, quien ha calificado el acuerdo como “incomprensible, inaceptable e intolerable”.

Azcón ha explicado que el Ayuntamiento de Zaragoza cuenta con una deuda de más de 100 millones de euros y que no dispone de ahorros, como consecuencia de la “pésima gestión” de los anteriores equipos de Gobierno.

Además, ha señalado que la caída de ingresos por la actual crisis económica y el aumento del gasto derivado de la pandemia del COVID-19 han “destrozado las cuentas” del Consistorio.

Ante esta situación, ha reclamado que el reparto del fondo de reconstrucción se haga de acuerdo al número de habitantes de cada ciudad, lo que habría permitido ingresar cerca de 71,3 millones de euros en las arcas zaragozanas.

“Es incomprensible que repartiendo 5.000 millones de euros se plantee una fórmula que deje fuera la quinta ciudad de España. Es un insulto a todos los zaragozanos”, ha agregado.

El primer edil popular ha criticado que el Partido Socialista haya sacado adelante la votación en solitario, una decisión con la que considera que se rompe el “consenso histórico” que caracterizaba los acuerdos en el seno de la FEMP.

Azcón ha indicado que esta situación no solo perjudicará al Ayuntamiento de Zaragoza, sino que otras grandes ciudades como Lleida, Cádiz, Murcia o Granada también podrían quedarse fuera del reparto de los 5.000 millones de euros. “No vamos a permitirlo. Vamos a hacer todo lo que esté en nuestra mano para remediarlo”, ha agregado.

EL FONDO DE 5.000 MILLONES

La propuesta del Ministerio de Hacienda permitirá transferir a los ayuntamientos un monto de 2.000 millones de euros este año y de otros 3.000 millones a lo largo del 2021 para invertirlos en agenda urbana, movilidad sostenible, cuidados de proximidad y cultura.

Para acceder a ese fondo, los municipios se comprometen a entregar sus remanentes de tesorería a las arcas centrales, un dinero que será devuelto al 100% por el Gobierno de España en un periodo de diez años, a partir de 2022.


Publicidad


El acuerdo también contempla la creación de un fondo extraordinario de 275 millones de euros, a cargo de los presupuestos del Estado, para compensar el déficit de los servicios de transporte municipales durante la pandemia.

Finalmente, el documento establece mecanismos de apoyo a los municipios con problemas de liquidez que les permitirán no cumplir con la regla de gasto financiero durante el 2020, una medida que podría ampliarse a 2021

Publicidad