Miércoles, 05 de Octubre de 2022

El Ayuntamiento de Zaragoza, en coordinación con la Policía Local, ha ampliado y mejorado el acceso al Espacio Zity en Valdespartera y ha habilitado una superficie de 5.000 metros cuadrados en frente de las puertas para facilitar la entrada al recinto y el encuentro para el botellón.

Un ‘botellodromo’ para poder aliviar la afluencia de público que consume alcohol a las puertas del recinto festivo, y así controlar su presencia en un espacio localizado.


Publicidad


De esta forma, el consistorio quiere alejar el botellón de las zonas más próximas a las viviendas de Valdespartera y evitar las aglomeraciones que se producen en torno a las 3.00 de la madrugada con la entrada masiva a las carpas durante las fiestas del Pilar, que comienzan el próximo sábado 5 de octubre.

MEJORES ACCESOS

La consejera de Servicios Públicos y Movilidad del Ayuntamiento de Zaragoza, Natalia Chueca, ha realizado este martes una visita al recinto ferial, donde este año, además de mejorar los accesos, se va a reforzar la movilidad, la iluminación y la limpieza para garantizar el desarrollo del programa festivo y minimizar las afecciones a los vecinos de este barrio.

Una de las novedades que se introducen en estas Fiestas del Pilar es la habilitación de una “zona de encuentro” para el botellón, donde se ubicarán 80 baños portátiles; un puesto de la cruz roja y un punto violeta de información contra las agresiones sexistas. En total son 5.000 metros cuadrados de superficie situados justo enfrente de las puertas de entrada.


Publicidad


Desde esta zona parte un recorrido de 300 metros, vallado y con partes en ‘zig-zag’, que llega hasta el Espacio Zity, y que se ha diseñado en colaboración con la Policía Local y Delegación de Gobierno para evitar aglomeraciones y ordenar la entrada de miles de personas.

Además, este año también se ha habilitado una zona de seguridad en el exterior del recinto para que, en caso de evacuación, se pueda desalojar a las 25.000 personas que caben dentro.

LAS MEJORAS EN EL ‘ESPACIO ZITY’

Al mismo tiempo, en el interior del Espacio Zity, donde trabajarán cada día 700 personas, se ha mejorado el tendido eléctrico; se han colocado cámaras para contabilizar el aforo; se han hecho modificaciones en las carpas para mejorar el flujo de asistentes y se ha ampliado la carpa de los peñistas.

Asimismo, se mantiene la carpa Gastro Garden para restauración; la de ‘Aragoneses y tributos’, donde actuarán grupos de la tierra, y la carpa principal con un aforo de 15.000 personas, donde tendrán lugar los conciertos “estrella” de la programación.

Como novedad este año se elimina el sistema de pago por fichas (token), por lo que las consumiciones se abonarán en la misma barra y se regalará el primer vaso reciclable, ha explicado el gerente del Espacio Zity, Michel Pérez.

Por ahora, se han agotado los abonos y se ha vendido un 20% más de entradas que el año pasado para estas fechas, ha indicado Pérez, quien no ha querido desvelar la cifra. Eso sí, los tiques para la discoteca de los dos fines de semana festivos (4 y 5, y 11 y 12) están agotadas.


Publicidad


Por otro lado, el Ayuntamiento de Zaragoza ha reforzado también la limpieza y recogida de residuos, con la colocación de 93 contenedores en todo el recinto ferial y 24 cubos en los accesos al Espacio Zity. Además, trece brigadas se repartirán en distintos lugares de la ciudad en horario de mañana, con especial atención a las zonas de botellón, y se van a colocar en toda la ciudad 200 contenedores.

EL REFUERZO EN MOVILIDAD

Para favorecer la movilidad urbana, se reforzará el servicio del tranvía, que funcionará las 24 horas del día, así como las líneas de autobús urbano que llegan hasta Valdespartera, al parque de atracciones y al espacio Río y Juego, y las de los barrios rurales.

En el caso de que Interpeñas tenga su espacio finalmente en la carpa de Delicias, el Ayuntamiento estudiará y reforzará si es necesario la movilidad y la seguridad también en esta zona, ha precisado Chueca.

Por último, este año las ferias serán también “inclusivas”, y por ello, el 9 y 16 de octubre se eliminará completamente el sonido y se reducirá la iluminación para que niños con trastorno del espectro autista puedan disfrutar también de este espacio. Además se ha asfaltado el acceso al circo para facilitar el acceso a personas con movilidad reducida.

Publicidad