Miércoles, 12 de Mayo de 2021

El Gobierno de España aprueba una partida de 650.000 euros para exhumar e identificar a víctimas de la Guerra Civil inhumadas en el Valle de los Caídos y cuyas familias reclaman desde hace años.


Publicidad


Según el censo del Ministerio de Justicia, en el Valle de los Caídos yacen los restos de 33.833 personas -casi la mitad sin identificar- de ambos bandos de la Guerra Civil, que fueron llevados allí entre 1959 y 1983 desde fosas y cementerios de todo el país.

Dos de esas víctimas son los hermanos aragoneses Manuel y Antonio Lapeña Altabás, procedentes de Villarroya de la Sierra (Zaragoza), y que fueron fusilados por las tropas franquistas en 1936 y enterrados en Calatayud, pero en 1959 fueron reinhumados en el Valle de los Caídos.

Un Juzgado de San Lorenzo de El Escorial (Madrid) reconoció en 2016 a sus familiares el derecho a recuperar sus cadáveres enterrados en el Valle para trasladarlos a su localidad natal, aunque los trámites se han demorado desde entonces.

Los presupuestos generales del Estado para 2021 ya prevén una inversión de 11,3 millones euros para impulsar las políticas de Memoria Democrática, entre las cuales destaca un plan de exhumación de víctimas de la Guerra Civil y la Dictadura junto a la creación de un banco nacional de ADN y un censo de víctimas.


Publicidad


La memoria de objetivos del presupuesto detalla que con esta partida se presupuestan “actuaciones de intervención” en las criptas del cementerio ubicado en el enclave para “realizar las tareas de exhumación que permitan proceder a la identificación del mayor número posible de los restos allí depositados”.

Publicidad