Miércoles, 18 de Mayo de 2022

Hasta ahora no ha sido el verano más caluroso que se recuerda. Aparte de picos puntuales, la climatología ha sido benévola con Aragón… al menos hasta ahora. Según ha informado AEMET, la ola de calor que sufrirá la Comunidad esta segunda mitad de semana será la más intensa y, además, la más larga de lo que llevamos de periodo estival.

La peor parte se la van a llevar las zonas bajas, especialmente Zaragoza, que a partir de este jueves, 12 de agosto, superará con seguridad los 40º y podría alcanzar su récord histórico. Ya durante esta primera mitad de la semana las temperaturas han ido subiendo progresivamente, siendo el jueves el pico máximo que marca el pronóstico de AEMET, que actualmente pronostica una temperatura máxima de hasta 45º.

De modo similar se van a comportar el viernes y el sábado, con máximas previstas de 42º y noches tropicales. No será hasta el domingo cuando las temperaturas empiecen a bajar ligeramente, marcando para el último día de la semana una máxima de 36º.

Esta ola de calor va a afectar a todo el territorio nacional, y Aragón va a ser una de las zonas, como es habitual, donde se alcancen mayores temperaturas. Además de la capital aragonesa, se esperan también termómetros disparados en el resto del valle del Ebro, así como en el sur de la provincia de Huesca y el Bajo Aragón.

Por contra, las temperaturas en el Pirineo serán mucho más agradables. Por ejemplo, en Panticosa se esperan unas máximas de 31º entre el jueves y el sábado, bajando por debajo de los 20º por la noche. Son, no obstante, bastante más altas de lo que es habitual en esta zona del norte de la Comunidad.

Publicidad