Jueves, 23 de Septiembre de 2021

La Comisión de Educación, Cultura y Deporte de las Cortes de Aragón ha dado luz verde a una proposición no de ley (PNL), presentada por IU-Grupo Mixto, que insta a reducir las ratios escolares y a aumentar el profesorado en todos los niveles educativos.

Estos puntos han sido aprobados con los votos a favor de todos los grupos parlamentarios, excepto VOX, que se ha abstenido. Además, ha sido rechazado un tercer punto de la PNL que concretaba que se adoptasen las medidas necesarias para que en el curso 2022-2023 no se superasen las ratios de 15 alumnos en Educación Infantil, 20 en Primaria y Secundaria y 25 en etapas postobligatorias.

El diputado de IU, Álvaro Sanz, ha subrayado que la bajada de ratios es “necesaria” para luchar contra el abandono y el fracaso escolar, y mejorar el apoyo a la “diversidad y calidad educativa”.

Ha considerado que es “interesante” este debate después de que se haya dado a conocer que el Gobierno de Aragón no va a contar para el próximo curso con los 350 docentes que había contratado durante el actual para hacer frente a la situación generada por la crisis sanitaria de la COVID-19.

En este contexto, el socialista Ignacio Urquizu ha recordado que los ratios son resultado de la Mesa Sectorial de Educación, por lo que no son “una decisión unilateral“. Ha matizado que en los últimos cinco años se han contratado unos 1.800 profesores en la comunidad autónoma y, aunque ha reconocido que habría que aspirar a más, también ha dicho que el gasto público hay que estudiarlo y llevarlo de la forma más racional posible.

REIVINDICACIÓN CONSTANTE

En representación de Podemos-Equo, Erika Sanz, ha evidenciado que la bajada de las ratios es una reivindicación constante de la educación pública y ha descrito como adecuado que IU la solicite para el siguiente curso, dado que éste ya está planificado.

La diputada de CHA, Isabel Lasobras, ha considerado que hay que avanzar hacia “un pacto educativo europeo” y se deben reducir las ratios, pero “lo que pasa es que esto tiene que venir de la mano de un aumento de la inversión pública“. Asimismo, ha abogado por bajar la interinidad.

La parlamentaria del PAR, Esther Peirat, ha opinado que todos los grupos comparten “el fondo” de la iniciativa, ya que la reducción de ratios permite respetar la distancia interpersonal -lo que evita la propagación del coronavirus- y mejora “la calidad de la educación”.

Por parte de los grupos no enmendantes, en representación del PP, Pilar Cortés, ha desgranado que cada vez hay más colegios, más aulas y menos alumnos, por lo que ha confiado en que esa bajada de ratios llegue sola.

El diputado de Ciudadanos, Carlos Trullén, ha asegurado que comparte el fondo de la iniciativa porque “el número de alumnos por profesor define la calidad de la educación”, aunque ha mostrado su preocupación por la evolución de la escuela rural, donde ha sostenido que hay que incrementar al profesorado.

El parlamentario de VOX, David Arranz, ha incidido en la importancia que tiene la educación, que debe ser “la principal inversión para un país” y “lo más personalizada posible” para atender las necesidades de los alumnos.

Publicidad