Lunes, 10 de Agosto de 2020

El Ayuntamiento de Teruel ha consensuado con los propietarios de los puestos y con todos los grupos municipales una hoja de ruta que permita reanudar la actividad habitual del mercado ambulante con las medidas de seguridad necesarias para prevenir futuros contagios de coronavirus. De este modo, Teruel abre hoy su mercado ambulante tras el COVID-19.

Una reapertura que será progresiva y comenzará hoy jueves con el montaje de los 25 puestos de alimentación, lo máximo permitido en la actual fase de la desescalada.


Publicidad


El concejal de Empresas, Autónomos, Comercio y Empleo, Ramón Fuertes, ha explicado que la prioridad del Consistorio es garantizar la seguridad de los turolenses y que todos los comerciantes puedan retomar su actividad lo antes posible.

La reapertura progresiva comenzará este mismo jueves. El Ayuntamiento de Teruel ha autorizado el montaje de los 25 puestos de alimentación con medidas excepcionales: deberán guardar una separación de dos metros y medio entre ellos y la distancia entre los comerciantes y los clientes deberá ser de dos metros.

Con esta redistribución, el Consistorio pretende asegurar que haya suficiente espacio en las zonas de tránsito para evitar las aglomeraciones. “Realizaremos un seguimiento de este primer día para garantizar que todo el mundo cumpla las medidas de seguridad. También recomendamos a todos los clientes que hagan uso de la mascarilla”, ha indicado el concejal de Empresas y Autónomos.

Además, el mercado de los sábados también volverá a abrir esta semana con las mismas medidas de seguridad. En este caso, lo hará en su nueva ubicación, en la Calle Barcelona del Ensanche.

Comenzará con los puestos de alimentación e irá incorporando los demás de forma paulatina, al igual que el de los jueves.


Publicidad


Mientras dure la desescalada, en ambas ubicaciones cabrán muchos menos puestos debido a estas distancias de seguridad. El mercado cuenta con 122 puestos, 25 de los cuales venden productos de alimentación y abrirán todas las semanas comenzando este mismo jueves.

Una vez que se permita abrir a los 97 restantes, éstos se turnarán: la mitad montará una semana y el resto, la siguiente.

En ese sentido, Ramón Fuertes ha subrayado que el Ayuntamiento ha consensuado esta solución con los propietarios de los puestos para evitar un cambio de ubicación que propiciaría menor afluencia de clientes.

La medida también ha contado con la aprobación de todos los grupos del Consistorio en la junta de portavoces de esta mañana.

Publicidad