Jueves, 29 de Julio de 2021

El Real Zaragoza no sólo vive una pésima situación deportiva, sino que también está sufriendo durante cada temporada en el terreno económico. El conjunto maño es uno de los clubes con mayor deuda del fútbol español y eso hace que los actuales dirigentes busquen diversas formulas para paliar la grave situación monetaria.

Publicidad

El club ha presentado ante el juzgado de lo Mercantil número 2 de Zaragoza, la solicitud de ampliación del plazo de pago del convenio de acreedores hasta 2030. En estos momentos, 24,7 son los millones que tiene pendientes de pago el club a sus acreedores.

Si la juez que gestiona el procedimiento, Maria Carmen Villellas, admite a trámite esta solicitud, los acreedores tendrán dos meses para poder adherirse a la modificación del convenio, aunque deberán ser más del 50% de los acreedores.


Publicidad


En esta modificación del convenio también se va a tener en cuenta la actual situación del equipo, que podría concluir con un descenso a Segunda División B. En caso de producirse el adiós al fútbol profesional, el club también pide una carencia en los pagos.

Todo lo contrario sucedería en caso de ascenso, donde el conjunto maño cumpliría el convenio ya firmado, sumando un 20% adicional durante su estancia en la máxima categoría del fútbol español.

En caso de prosperar la modificación del convenio, supondría una nueva variación del mismo, ya que en septiembre se suspendió el tercer pago del concurso, de 2,44 millones, modificando el pago de 2021 hasta el 2025