Miércoles, 23 de Junio de 2021

La atleta y futbolista aragonesa, Salma Paralluelo, vive su peor momento como deportista tras confirmarse su rotura de ligamento cruzado, que le tendrá varios meses en el dique seco. Paralluelo se lesionaba este fin de semana en un partido con su equipo, el Villarreal.

Publicidad

Paralluelo se perderá varias citas importantes que tenía como objetivos prioritarios, como el Europeo Sub 20 y el Mundial de relevos. La futbolista del conjunto castellonense también estaba seleccionada con la sub-21 de fútbol.  

La deportista aragonesa, que el pasado mes de marzo recibía el premio “Princesa Leonor”, pasará en los próximos días por el quirófano y comenzará su recuperación.


Publicidad


Este es el mensaje que Salma Paralluelo ha querido mandar en sus redes sociales:

“Ahora pienso que no voy a poder soportarlo, me siento derrumbada y enfadada con el mundo. Todo iba tan bien, todo era tan perfecto que caer de tan alto me cuesta y mucho. No todo es bueno en el deporte como en la vida misma, y sí, la teoría me la sé pero que difícil se me hace asimilarlo.

Es parte de mi destino, parte de mi evolución, y también formará parte de mi proceso de madurez, el deporte ahora me quita, pero sobre todo me regala y me ha regalado tantos momentos únicos y bonitos, que por ellos, por volver a disfrutarlos, intentaré que pasar por esto no sea tanto. Esto me hará más fuerte, me hará crecer y me dará aún más fuerza y motivación para seguir trabajando por mis sueños.

Mi lesión del ligamento cruzado me alejara durante un tiempo de las pistas y de los campos de fútbol, perdiéndome así fechas importantes, como el mundial de relevos, la ilusión de competir en un europeo y mundial sub20 de atletismo, la primera fase del europeo sub19 de fútbol, campeonatos internacionales, por qué no, el poder optar a unos Juegos Olímpicos y miles de experiencias más por las que amo el deporte.

Sé que no estoy bien, pero estaré bien, nada va a quitarme la fe ciega que tengo por cumplir mis sueños, he trabajado mucho y igual me toca trabajar el doble, pero me prometo a mí misma que volveré más fuerte y que no pararé de trabajar hasta que no logre alcanzarlos.

Tenía un sueño de pequeñita cuando me preguntaban decía que quería ser la mejor atleta y la mejor futbolista del mundo, y este escalón tan complicado no me va a quitar ese sueño.

Gracias por todos los mensajes de apoyo y ánimo.”