Jueves, 29 de Julio de 2021

La región finlandesa de Ostrobotnia del Norte tiene una superficie algo mayor que Aragón (44.000 km2) y sólo 412.000 habitantes, la mitad de ellos en su capital: Oulu. La despoblación es en esta zona un problema al igual que en la Comunidad aragonesa, y han llevado a cabo con éxito iniciativas basadas en la tecnología que la consejera de Presidencia, Mayte Pérez, ha conocido de primera mano en una visita a la ciudad del norte de Europa.

Publicidad

El reto demográfico en Aragón, al igual que en otras regiones españolas, es mayúsculo, y puede tener efectos a corto plazo en las pensiones. Generar empleos y lograr atraer talento son algunos de los aspectos en los que la región de Finlandia puede servir de modelo.

Oulu era uno de los principales núcleos de investigación y producción de Nokia, y sufrió con especial intensidad la quiebra de la firma de telefonía a mediados de la primera década del siglo XXI. Sin embargo, gracias a una alianza entre las instituciones regionales y nacionales, la universidad y el tejido empresarial, se ha convertido en uno de los polos tecnológicos del mundo.

La visita a Finlandia ha sido organizada por la Secretaría de Estado para la Unión Europea –con su responsable, Juan González-Barba, al frente– y ha incluído a los gobiernos de Aragón, Castilla-La Mancha y Castilla y León. En un encuentro mantenido con Tytti Tuppurainen, ministra para Asuntos Europeos y Empresas Públicas finlandesa, la consejera aragonesa se ha confesado seguidora de un modelo de apuesta por la política pública como instrumento para resolver los problemas y promover la igualdad de oportunidades, destacando como un ejemplo a seguir el modelo educativo finlandés.

Para Mayte Pérez, “estar aquí nos permite comprobar de primera mano los resultados de estas políticas desarrolladas en los últimos años”. Ha explicado a las autoridades finlandesas que viene de una Comunidad de 47.000 m2, que supone el 10% del territorio español, pero que tiene 731 municipios y el 85% tiene menos de 1.000 habitantes. La consejera ha subrayado la situación de la provincia de Teruel, a la que se conoce como “la Laponia española”, que reúne el 93% de un total de 236 municipios con menos de mil habitantes.

Mayte Pérez ha valorado ver in situ proyectos en los que la anticipación a problemas como el generado por la multinacional Nokia permitió cualificar a sus trabajadores y anteponer la tecnología como motor tractor para el desarrollo económico, creando un ecosistema vinculado a la tecnología, adaptándose a las nuevas necesidades como en la educación y la salud, vectores muy importantes para la población.

LA IMPORTANCIA DE LA CONECTIVIDAD

La representante aragonesa ha asegurado volver a Aragón más consciente de la importancia de la conectividad, “un desafío por alcanzar en nuestro país y nuestra comunidad autónoma”, y la Universidad, aspecto sobre el que ha indicado que “me llevo un encargo porque he visto que la Universidad de Oulu tiene colaboraciones con universidades españolas pero no con la de Zaragoza y creo que es importante generar sinergias, aprendiendo a potenciar ciertos sectores”.

La comitiva ha mantenido asimismo un encuentro con el Consejo Regional de Oulu, órgano encargado de poner en marcha iniciativas de planificación y desarrollo regional y que actúa en nombre de los 30 municipios que engloba. Más tarde se ha desplazado a la Universidad de Oulu para conocer el proyecto 6G Flagship, de desarrollo de esta tecnología y uno de los proyectos TIC punteros en el país.

Fundada en 1958, la Universidad local cuenta con unas infraestructuras para el estudio y la investigación de disciplinas especializadas como la tecnología de la información, la biotecnología y el medio ambiente. Situada en el Top 3 de las universidades a nivel internacional, coopera de forma estrecha con la industria y las empresas privadas y tiene conexiones con numerosos centros de investigación extranjeros.

Publicidad