Jueves, 08 de Diciembre de 2022

Aragón se mantiene en top de comunidades españolas en las que se pagan más impuestos, ahora que muchas de ellas están adaptando sus propios tributos a la realidad actual de los ciudadanos, que se enfrentan a unas tasas de inflación por las nubes. Así ocurre, como ha explicado HOY ARAGÓN, en el IRPF que gravará las rentas de este 2022, y también ocurre con otras tasas como es el Impuesto de Sucesiones y Donaciones.


Publicidad


Ahora que son muchas las voces que solicitan al Gobierno central que tome medidas generales para que no se produzcan las diferencias existentes entre las distintas regiones, el estudio ‘Panorama  de la Fiscalidad Autonómica y Foral 2022’, elaborado por el Consejo de Economistas y el Registro de Economistas Asesores Fiscales (REAF) muestra los agravios que se están produciendo en algunas zonas, y Aragón es de las peor paradas.

En el caso del impuesto de Sucesiones, por ejemplo, un aragonés de 30 años y soltero que heredara bienes de su progenitor por valor de 800.000 euros, debería pagar un total de 55.466 euros por ello. Esto coloca a Aragón como tercera comunidad en la que más tendría que abonar, sólo por detrás de Asturias (103.135 euros) y la Comunidad Valenciana (63.193 euros).


Publicidad



Publicidad


Estas cantidades están a años luz de otras autonomías donde, o bien no se pagaría absolutamente nada, como son los casos de Andalucía, Cantabria y Galicia, o unos importes rondando los 1.000 euros. Estos son los casos de Castilla y León (810 euros), Comunidad de Madrid (1.586), Extremadura (1.587) o Murcia (1.640).

Una situación similar se da con el impuesto de Donaciones cuando éstas se producen entre familiares. Si un progenitor dona a su hijo de 30 años bienes por un importe de 800.000 euros, en el caso de Aragón se deberían abonar unas tasas de 177.706 euros. En este caso, la comunidad sólo es superada por Extremadura.

De nuevo, la diferencia con otras comunidades es abismal. En Cantabria, el impuesto sería de cero euros, y en otras regiones se quedaría en torno a los 2.000 euros. Son los casos de Andalucía (1.716), Comunidad de Madrid (2.000), Castilla y León (2.001) y Murcia (2.081).


Publicidad


Estas diferencias tan salvajes se han visto acrecentadas con las medidas que están tomando comunidades como Andalucía, que ha rebajado la tarifa y los mínimos exentos. Por su parte, Castilla y León aprobó en mayo una bonificación del 99% en el impuesto de Sucesiones y Donaciones para los familiares más cercanos. En el caso de Murcia, se ha comenzado a aplicar una deducción del 99% en el caso de traspaso de bienes incluso entre hermanos.

Publicidad