Miércoles, 22 de Septiembre de 2021

Fertinagro Biotech ha completado la instalación de la planta industrial de fabricación de biofertilizantes en Utrillas. El complejo de la compañía, perteneciente al Grupo Térvalis, en la localidad turolense ha supuesto una inversión de 6 millones de euros en activos fijos y 20 millones en propiedad intelectual para la producción de 5.000 toneladas de biofertilizantes, lo que la convierte en la planta más grande de Europa.

Publicidad

Las nuevas instalaciones, que han sido inauguradas por el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, y el presidente del Grupo Térvalis, Generoso Martín, permitirán transformar la producción global de las fábricas de fertilizantes de Fertinagro Biotech, de cara a los compromisos marcados por el Pacto Verde Europeo.

Los biofertilizantes serán un ingrediente fundamental para disminuir la cantidad de materias primas no renovables y la huella de carbono en las 28 fábricas que tiene el grupo en Europa, acelerando de esta forma los compromisos con la sostenibilidad adquiridos a través del Plan Estratégico para la Aceleración del Desarrollo Sostenible.

10 AÑOS DE INVESTIGACIÓN

Como han explicado desde el Grupo Térvalis, la planta de biofertilizantes de Utrillas es el resultado de más de 10 años de proyectos de investigación y desarrollo para estudiar los procesos biológicos que se dan en los suelos gracias a la importante biodiversidad de microrganismos con los que cuentan. Generar sinergias con los cultivos permite favorecer la productividad agrícola con menos fertilizantes.

Esta investigación se ha plasmado en más de 15 patentes mundiales que garantizan la competitividad y exclusividad de estos biofertilizantes que se producirán en Utrillas y se utilizarán en todas las fábricas del grupo.

De esta forma, Fertinagro Biotech transformará su producción de fertilizantes en todas sus plantas, para que los productores de alimentos puedan cumplir con la reducción de, al menos, el 20% de nutrientes minerales que marcan las nuevas estrategias europeas de producción de alimentos.

La planta se espera que esté a pleno rendimiento a principios de 2022, tras la puesta en marcha de todas las secciones que la configuran y la formación y el entrenamiento de todo el equipo humano necesario para la producción de estos biofertilizantes. Actualmente ya está contratado más del 50% de la plantilla: 14 personas con 9 empleos femeninos y 5 empleos masculinos.

Está previsto que en febrero de 2022 la planta ya esté preparada para fabricar a escala total con todas las unidades y la plantilla aumentará hasta las 25 personas con la contratación de personal técnico en ramas de la biología, biotecnología, química análisis ambiental y agronomía.

Publicidad