Viernes, 03 de Diciembre de 2021

Poco a poco se van viendo indicadores, tanto públicos como empresariales, que denotan la gradual recuperacion de la economía aragonesa tras la pandemia. Así lo reflejan los últimos datos de paro, por ejemplo. Desde el plano financiero, Ibercaja ha presentado sus datos correspondientes al primer semestre de 2021 y van en la misma línea: un beneficio neto de 94,1 millones de euros, más del doble que el semestre anterior, concretamente un 121% más.

Publicidad

La clave principal ha sido, como apuntan desde la entidad financiera, el elevado dinamismo comercial de los primeros seis meses del año, que ha propiciado un avance del 2,8% de sus recursos de clientes (1.837 millones), hasta alcanzar el máximo histórico de 67.248 millones de euros. Además, la estrategia de diversificación del banco en los últimos años hacia los activos bajo gestión y seguros de vida ha derivado en que el peso de esta partida sobre el total de los recursos de sus clientes haya alcanzado, a finales de junio, el 47,3%.

El saldo de fondos de inversión crece 1.981 millones de euros en el semestre (+13,0%), hasta 17.229 millones de euros, gracias al “extraordinario” comportamiento de las aportaciones netas de clientes, como apuntan desde Ibercaja, que han registrado 1.416 millones de euros (2,8 veces el volumen realizado en el mismo periodo del año anterior) y a la positiva evolución de los mercados.

PRÉSTAMOS A AUTÓNOMOS Y EMPRESAS EN LA PANDEMIA

Desde el inicio de la pandemia se han formalizado 2.062 millones en préstamos y créditos a empresas asociados a las líneas ICO parcialmente avaladas por el Estado, de los cuales el 81% han ido destinados a autónomos y pymes; en este semestre, el volumen de estas operaciones ha supuesto 232 millones de euros.

Con estos datos, la entidad muestra la solidez de su balance, con un ratio de capital CET1 Fully Loaded en el 12,7%, 14 puntos básicos por encima del cierre de 2020. En sus 145 años de historia, las cifras corroboran la apuesta “firme” de Ibercaja en mantenerse independiente, frente a las fusiones y desapariciones que se han dado en los últimos tiempos dentro del sector financiero.

Un gran empuje está mostrando también el crecimiento de la banca online. Los clientes digitales crecen un 7,7% respecto a junio de 2020 y ya superan los 865.000; la app de banca móvil, Ibercaja App, y la de pagos por bizum, Ibercaja Pay, son los activos digitales que más usuarios ganan en el último año, un 23,1% y un 98,3% de aumento, respectivamente.

Publicidad