Domingo, 24 de Octubre de 2021

Las bonificaciones al Impuesto de Plusvalía puestas en marcha por el Ayuntamiento de Zaragoza con la modificación de las ordenanzas fiscales han permitido, en los que llevamos de 2021, subvencionar un total de 5.722 inmuebles objeto de herencias. Esta iniciativa emprendida por el Departamento de Hacienda que encabeza María Navarro ha supuesto que el Consistorio haya dejado de recaudar un total de 6,91 millones de euros, beneficiándose los herederos de dichos bienes.

Publicidad

De los inmuebles bonificados, la gran mayoría, concretamente 5.542, tienen un valor catastral inferior a 100.000 euros, lo que supone casi un 97% del total. Menos de una cuarta parte, el 23,7% de los inmuebles bonificados, se corresponde con una vivienda “no habitual” de una herencia.

Zaragoza es el municipio de Aragón que contempla una mayor bonificación de Plusvalía “mortis causa” en sus ordenanzas fiscales. La normativa municipal fue mejorada en la tramitación de las ordenanzas de 2020 y establece una bonificación al 95% a todas las viviendas trasmitidas por herencia “mortis causa” cuando se trate de la vivienda habitual y una bonificación del 50% en el caso de un inmueble adicional siempre que el valor catastral sea inferior a 150.000 euros.

A pesar de la situación de las arcas municipales, el Gobierno de Zaragoza, a través del Departamento de Hacienda, ha mostrado desde el inicio su intención de revisar las plusvalías “mortis causa”. Ya en 2019, el alcalde de Zaragoza defendía la injusticia de este impuesto, que actualmente se está viendo bonificado en mayor medida.

Esta iniciativa, muy demandada por distintas asociaciones, tiene como objetivo que no se produzcan situaciones en las que los herederos no pueden hacer frente a los gastos impositivos que suponen los legados realizados por sus progenitores fallecidos.

Publicidad