Sabado, 25 de Septiembre de 2021

El suceso se produjo el lunes, 26 de julio, cuando varias personas querían llevarse a un menor, del se iba a retirar la custodia a sus padres, y agredieron a personal sanitario. El Colegio de Médicos de Zaragoza (COMZ) ha condenado y lamentado la agresión sufrida por profesionales sanitarios de la UCI del Hospital Clínico Universitario ‘Lozano Blesa’. 

La institución colegial ha recordado que la violencia en el ámbito sanitario es una lacra que debe contar con el reproche de toda la sociedad. Al mismo tiempo, se ha hecho de nuevo un llamamiento sobre la urgente necesidad de adquirir plena conciencia sobre la gravedad de este problema, así como de seguir avanzando en la sensibilización social para combatirlo.

Asimismo, el COMZ ha instado a la Administración a adoptar las medidas necesarias y concretas para garantizar la seguridad de todos los trabajadores sanitarios, tanto en los centros de salud, hospitales, como en la asistencia domiciliaria. Por otro lado, ha animado a los colegiados a denunciar las agresiones ante el Interlocutor Policial, y a notificar los incidentes en la institución colegial.

TELÉFONO DE ASISTENCIA

Para ayudar a los facultativos ante este tipo de situaciones, el Colegio de Médicos de Zaragoza ha habilitado, desde 2019, un protocolo de actuación y un teléfono de asistencia para aquellos colegiados que se sientan en peligro o hayan sufrido algún tipo de agresión.

A través de este servicio, el COMZ ha registrado doce agresiones en 2020, y diecisiete en 2019, cifras muy superiores a las de años anteriores: en 2018 fueron cinco y en 2017, un total de cuatro.

El número de teléfono, 601 755 044, funciona las 24 horas del día, de lunes a domingo, y proporciona acompañamiento y asesoramiento sobre cómo denunciar ante las autoridades policiales. Además a través de este teléfono se guía sobre el servicio gratuito de asesoría jurídica que tiene el Colegio de Médicos de Zaragoza, y que ofrece cobertura durante todo el proceso.

Publicidad