Martes, 17 de Septiembre de 2019

La iglesia del convento de San Rafael en el pueblo viejo de Belchite (Zaragoza), uno de los símbolos arrasados durante la Guerra Civil, ha engrosado la Lista Roja del Patrimonio de la asociación Hispania Nostra debido a su estado de ruina inminente, lo que conlleva un riesgo de derrumbe.

Esta conclusión la ha esbozado esta organización en una nota de prensa en la que denuncian que si no se actúa “con rapidez” para remediarlo, este enclave “desaparecerá”.

La iglesia de San Rafael, fundada en 1711 y considerada como Bien de Interés Cultural, sufrió los bombardeos de la Guerra Civil, que destrozaron el edificio, al igual que el resto del pueblo.


Publicidad


Ahora, según apuntan en la nota, su principal problema es el paso de los años, ya que presenta un pavimento cubierto por vegetación que crece libremente en el interior; la fachada sigue pandeando sobre sí misma con unas medidas de contención de carácter provisional desde hace más de una década; y presenta también importantes daños estructurales en los dos arcos que se conservan y grietas en algunos de los muros.

Por otro lado, la decoración que conserva en el interior ha quedado completamente expuesta a la intemperie, por lo que algunas molduras, cornisas y capiteles ya se han desprendido y otras amenazan con hacerlo.

Además, al haber quedado completamente desprendida del conjunto, ofrece un riesgo potencial de derrumbe, con el consiguiente peligro para los visitantes y personal de Belchite Turismo, así como para el edificio colindante, la que fue la iglesia parroquial de la villa, San Martín de Tours.


Publicidad


Por estos motivos, el colectivo Hispania Nostra, una asociación que trabaja por la defensa del patrimonio cultural y natural del país, ha incluido en su Lista Roja este símbolo de la riqueza arquitectónica e histórica de Aragón para tratar de resolver su condición de ruina inminente y así evitar que se venga abajo