Miércoles, 11 de Diciembre de 2019

Los abogados decimos que en lo claro no hay que interpretar. Y lo que ha sido el alcalde Jorge Azcón es muy claro sobre la presencia en el Pleno del Ayuntamiento de lazos amarillos.


Publicidad


Y es que el lazo amarillo no es un complemento más, ni una simple manifestación de la libertad de opinión. El que lo usa dice que está a favor de la independencia de Cataluña, que España es pura opresión, que el Tribunal Supremo está politizado, etc…

Si el señor alcalde permite lazos amarillos en el Pleno quiere decir que Zaragoza apoya esa postura y que la favorece. Es curioso que haya un alcalde favor de la legalidad, y que lo diga de modo tajante. Lo siento, Jorge, pero esto no es cosa de juventud, es premeditado.

Defender a España no es guay, lo guay es defender a las ballenas, a los antisistema, a los anticapitalistas, a los de Bildu, a Otegui…

Ahora, eso sí, aspirar a un chalet como el del Amado Líder. Que uno piense que Zaragoza limita con Albacete da igual, lo importante es denostar España.


Publicidad


La izquierda es maestra en piruetas de todo tipo. Combinar los lazos amarillos con querer estar en el Gobierno de España o estar contra Bildu y apoyarse en ellos para la moción de censura. Una cosa y su contrario. Algo incompatible con las reglas de la lógica. Pero la izquierda es así, puro sentimiento y nada de razón. Por ello, cuando se es joven y sin sentido, hay mucha gente de izquierdas, porque sienten seguir una causa romántica.

“Que uno piense que Zaragoza limita con Albacete da igual, lo importante es denostar España”

Problemáticos resultan los radicales, que tienden a creerse todo su discurso sin autocrítica. Encima simulan que dialogan y el diálogo va bien si les das la razón en todo y no señalas según qué cosas.

Últimamente se ataca mucho a VOX, y VOX no es sino ‘el Podemos de la derecha’. En fin, que hemos de tragar a Podemos pero no a VOX. El tema es la pretendida superioridad moral de la izquierda, discurso propio de fracasados, que impone de qué podemos hablar y de qué no.

“En fin, que hemos de tragar a Podemos pero no a VOX. El tema es la pretendida superioridad moral de la izquierda”

Defender a España no está de moda, ahora hay que estar a favor del buen rollito y de los independentistas siempre que no se pasen mucho no sea que vayan contra el buen rollito.

Lo de Azcón es hablar contra el sistema de lo políticamente correcto y, lo que es peor, decirlo de modo público, claro y contundente. Ahora esperemos la reacción de los contrarios, analfabetos y arruina ciudades. Lo que pasa es que el alcalde está decidido a que el Pleno no se convierta en un circo, algo que venía siendo habitual. Ojalá que el alcalde no sea pasto de las fieras.


Publicidad


No Hay Más Artículos