Miércoles, 22 de Septiembre de 2021

¡Hay nuevo colmado en la ciudad! Aunque es mucho más. ¡Es un colmado boutique! Reúne lo mejor de un colmado en un espacio con un diseño exquisito lo que nos recuerda a una boutique y dónde el producto adquiere una excelencia visual. Se llama Mi Marrano y está en la calle de la ciudad de Zaragoza, San Ignacio de Loyola, 5.


Publicidad



Publicidad


Con más de 800 referencias, este concepto de negocio sitúa su tienda piloto (MiMarrano#0) en Zaragoza. Sus cerca de 100 m2 son un auténtico homenaje al buen gusto, marcado por una cuidada decoración que no lo hacen parecer un colmado de ultramarinos. Un servicio con mimo y un espacio privado destinado a encuentros únicos en un entorno privilegiado.

Un lugar que cuida el detalle y la calidad de sus productos / Alicia Llamas

LOS MARRANITOS

Como su propio nombre indica, el producto estrella es el cerdo ibérico de la más excelsa calidad, empezando por los jamones de sus productores principales, como el Consorcio de Jabugo, cuyo principal producto es el 959 , así como otras marcas de ibérico como Capa-negra o Azuaga.

Dentro de su especialidad en jamón, su producto estrella son los Marranitos, bocadillos de jamón ibérico que se venden en diferentes formatos y en packs, tanto en tienda como en delivery o take away. Nada de bocata, se trata de un bocadillo fino de jamón ibérico con AOVE, algunos llevan tomate o no, a gusto del consumidor.


Publicidad



Publicidad


No te cansarás de pedir ‘marranitos’ / Alicia Llamas

Entre los productos cárnicos de calidad, las hamburguesas Recius, y otros productos semielaborados como cachopos, albóndigas, etc. para llegar y freir, o chuletones de buey auténtico y de vaca rubia gallega envasados al vacío.

MÁS ALLÁ DE LA CARNE

Su exquisita oferta gastronómica se completa con una amplísima variedad de delicatessen, que van desde productos frescos como huevos de dos yemas, carnes de calidad o fiambres; pasando por conservas de prestigio, pastas y salsas italianas, snacks únicos, sales y especias; y terminando con los postres más cualitativos: chocolates y pastas artesanas y caprichos para todo tipo de foodies.

Destacan productos gourmet muy especiales y difíciles de encontrar, desde quesos y aceites hasta vinos de diferentes denominaciones de origen españolas e incluso algunos extranjeros de Portugal y Francia.

EL NEGOCIO DETRÁS DE MI MARRANO

La empresa cuenta con una hoja de ruta marcada por una estrategia de expansión bajo el modelo de franquicia para abrir diferentes puntos de venta en toda la península ibérica (España y Portugal). Para quienes estén interesados en ser franquiciados, la diferenciación con otras marcas del sector cárnico se basa, en la calidad del producto, que permite a Mi Marrano controlar toda la trazabilidad: desde la cría del cerdo hasta el secado.


Publicidad


Es una buena oportunidad para aquellos que quieren autoemplearse porque la inversión no es excesiva y, sin embargo, cuenta con el apoyo de un gran grupo detrás. Tanto en comercio como en la propia tienda, les harán la localización, la reforma, la decoración, la formación, asesoramiento, gestión del sistema informático, suministro de productos, control del stock, etc. desde la central en Zaragoza.

De manera que los franquiciados solo tendrán que preocuparse de vender, con un apoyo continuo en todos los aspectos del negocio. Una nueva red de empresas que se abre al mundo desde la capital aragonesa.

Publicidad