Martes, 28 de Enero de 2020

Revisar de manera periódica los sifones y desagües de las tuberías de la vivienda es lo más recomendable para así evitar posibles atascos en las tuberías que pueden dar lugar a importantes problemas. La solución al problema del atasco en las tuberías pasa por eliminar toda suciedad acumulada o elemento que está obstruyendo el paso y limpiarlas.


Publicidad


En primer lugar es preciso comprobar si el sifón del fregadero, u otro desagüe de la cocina, así como también el bote sifónico del baño tiene suciedad acumulada que pueda estar obstruyendo el paso del agua.

Si aun eliminado la suciedad, la tubería sigue sin tragar el atasco está en otro punto del conducto y para ello es preciso recurrir a algunas de las siguientes soluciones:

· LIMPIAR EL SIFÓN que está situado debajo del fregadero o del lavabo, liberando el agua que se halla detenida. Si el agua corre fluidamente problema solucionado, si no es así se deberá de recurrir a otros métodos para poner fin al problema.

· DESATASCADOR DE VENTOSA que funciona por succión. Es uno de los primeros métodos a utilizar antes de utilizar cualquier otro. La ventosa debe de aproximarse a la boca del desagüe en el que debe de haber agua detenida. Al tirar del mango del desatascador los depósitos de suciedad acumulados salen junto con el agua detenida al fregadero, ducha o lavabo. Esta acción debe de repetirse varias veces y eliminar toda la suciedad que vaya saliendo.

· DESATASCADOR DE MUELLE que consiste en un muelle de diferente longitud (de hasta 10 metros de largo) y anchura, que es introducido por las cañerías a través del bote sifónico.
Conforme el muelle va siendo introducido de manera giratoria, la suciedad que obstruye la tubería va siendo empujada hacia delante hacia la zona donde hay menos suciedad. Cuando el muelle es sacado, se produce el efecto arrastre de la suciedad. Este método es ideal utilizarlo cuando de seguro se sabe que existe un elemento que está obstruyendo la cañería, o cuando las tuberías ya son demasiado antiguas y uno no desea arriesgarse a poderlas dañar con algún que otro productos químico.

· DESATASCADOR NEUMÁTICO que funciona por empuje de aire y succión. Se trata de una mini-bomba manual, versión moderna del desatascador de ventosa. Es un sistema cómodo y muy sencillo de utilizar que no daña el estado de las tuberías.

· DESATASCADOR QUÍMICO ya sea en líquido, gel y gránulos, que disuelve todo tipo de grasa y cualquier otro depósito orgánico. Debe de tenerse especial precaución en su manejo para lo que es imprescindible el uso de guantes y no respirar los vapores que emite. Se trata de un producto que debe de utilizarse como último recurso, puesto que se trata de un producto químico fortísimo.


Publicidad


Seguro que con uno de estos métodos o bien combinados la solución a los problemas de tuberías quedan completamente resueltos. Antes de llegar a esta situación, antes de que la acumulación de suciedad llegue a atascar el sistema de tuberías es preciso el realizar un mantenimiento de manera periódica de la instalación. Para ello:

· NUNCA TIRAR COMIDA a través del fregadero ni del baño, ya que esta puede ir acumulándose en el tubo, o en el sifón dando lugar a importantes atrancos.

· JAMÁS TIRAR ACEITES, ya que la grasa formará una película en la que se irán pegando todas aquellas partículas que pasen a través del desagüe dando lugar a malos olores y taponamientos muy duros sobretodo si estas partículas se unen con el jabón.

· VERTER UNA OLLA DE AGUA CALIENTE CON SAL, al menos una vez cada 10 días para limpiar las cañerías.

· VERTER BICARBONATO, JUNTO CON VINAGRE Y UNA OLLA DE AGUA HIRVIENDO, todo esto mezclado ayudará a diluir y ablandar toda la grasa que pudiese haber quedado pegada en el tubería, haciendo que vuelva a funcionar con fluidez.


Publicidad


Si con la ayuda de estos remedios el problema no queda solucionado, será preciso llamar a un buen fontanero experimentado en el servicio que cuente con los medios adecuados y necesarios para poner solución al problema mediante técnicas mucho más profesionales. El uso de las cámaras de CCTV ayudará a prevenir algún problema oculto, yendo directamente al origen del atranco y así poner solución de la mejor manera posible, a un precio económico.

Publicidad
No Hay Más Artículos