Domingo, 16 de Diciembre de 2018

Después del receso de las vacaciones de verano, la asociación ‘Aragón Stop Sucesiones y Plusvalía‘ ha vuelto a reivindicar la necesidad de suprimir estos dos impuestos. Y lo hicieron en el día de ayer con un acto en la calle acompañado de una recogida de firmas.

Según informa la asociación, en declaraciones a este periódico, durante todo el día de ayer consiguieron el apoyo de más de 4.000 personas en varias mesas situadas en el centro de la ciudad de Zaragoza. Un portavoz de la asociación, Francisco Langa, explica que “la sensación es positiva, teniendo en cuenta la proyección que lleva la asociación”. Desde el inicio de la recogida de firmas, desde la asociación ya certifican que han superado las 100.000 firmas en contra de estos impuestos.


Publicidad


Ciertamente, la asociación crece a ritmo de vértigo. Hace menos de 6 meses organizaban de manera espontánea recogidas de firmas en el centro de la ciudad de Zaragoza para ir recabando apoyo ciudadano a su objetivo: suprimir el impuesto de sucesiones autonómico y la plusvalía municipal. Llegaron a organizar, a las pocas semanas de su inicio reivindicativo, una manifestación multitudinaria en la Plaza del Pilar con casi 3.000 personas.

ARAGÓN, EN EL ‘TOP’

Los números que aporta la plataforma StopSucesiones afirman que Aragón se encuentra entre las comunidades más gravosas en el impuesto de sucesiones, junto con Andalucia, Extremadura y Asturias. En el lado opuesto está Canarias, Madrid, Baleares y Castilla y León.

El gravamen que se aplica en Aragón a las herencias se mueve entre el 7,65% y el 34% -calculando las cantidades heredadas y el parentesco del fallecido y heredero-. Es más, el Gobierno aragonés ha eliminado desde el año 2016, en una polémica reforma fiscal, las bonificaciones que se aplicaban durante el Gobierno PP-PAR, con lo que la cuantía a pagar es mayor.

“Por una masa hereditaria igual, en Canarias se pagan 150 euros y en Aragón pagamos 150.000”, explican desde la asociación.