Miércoles, 17 de Octubre de 2018

La Policía Local de Huesca formalizó este año un contrato de 4.000 euros con Gespol, empresa investigada en el marco de la macrooperación abierta en varios municipios del país por presuntos amaños en contratos de servicios de gestión del tráfico, para llevar a cabo un control de seguridad vial en la ciudad.

Así lo aseguró ayer a los periodistas el alcalde de la ciudad, Luis Felipe, un día después del despliegue de la denominada Operación Enredadera, que se saldó ayer con la detención de 39 personas vinculadas a los municipios investigados y durante la cual fue conducido a comisaría el intendente de la Policía Local de Huesca, Alberto Edroso.

El responsable municipal ha reiterado la “máxima disposición” del consistorio a colaborar con la justicia, aunque ha asegurado que el secreto de sumario acordado sobre las investigaciones le impedían facilitar datos concretos.


Publicidad


Luis Felipe admitió, sin embargo, haber acogido con “cierta preocupación, como el resto de alcaldes que recibieron ayer a la policía por sorpresa en busca de documentación”, pero destacó al tiempo que la “obligación” de un cargo público es “colaborar” con la justicia en todo lo requerido, “que es lo que se ha hecho”, agregó.

Tampoco explicó si la investigación afectará a la situación laboral del intendente de la Policía Local, cuestión, destacó, “que no se ha tratado” en el consistorio, y en el que “tendrá que haber alguna resolución” antes de la toma de una decisión sobre su continuidad en el servicio, a falta de pocas semanas para jubilarse.

En cualquier caso, sí que admitió que la investigación podría afectar a la contratación del grupo Sacyr, del que depende Gespol a través de la sociedad Valoriza Servicios Medioambientales.

En relación a este punto, la junta de portavoces del consistorio acordó ayer retirar del orden del día del pleno municipal la adjudicación del servicio de limpieza viaria a la empresa Valoriza para los próximos 4 años por un total de 7 millones de euros.


Publicidad


Los portavoces han decidido esperar a que los funcionarios de la Unidad de Contratación municipal den cuenta del expediente documental del proceso de adjudicación a Valoriza, ya que no se descarta que los investigadores policiales se hubieran llevado documentos referidos a contratos con Sacyr.