Miércoles, 12 de Diciembre de 2018

El grupo Agrolimen anunció ayer al comité de empresa el cierre de la planta de Gallina Blanca de Sant Joan Despí (Barcelona) y el traslado de la producción a Huesca, debido a una futura recalificación de los terrenos donde está la factoría, que emplea a 70 personas, según ha informado hoy CCOO.

La fábrica de Gallina Blanca en Sant Joan Despí, que produce sopas deshidratadas, da trabajo a 70 personas, de las que 42 son de Gallina Blanca y el resto de empresas subcontratadas, según CCOO.


Publicidad


El sindicato ha exigido a la dirección de Agrolimen que reconsidere esta decisión y mantenga el proyecto industrial en Sant Joan Despí y todo el empleo.

Además, ha rechazado el cierre de la empresa que se hace para llevar a cabo una operación inmobiliaria “puramente especulativa” y sin tener en cuenta los puestos de trabajo.

Los sindicatos convocarán movilizaciones en defensa del empleo y para exigir también “responsabilidad” al ayuntamiento de Sant Joan Despí por “permitir la especulación con el suelo industrial”.