Domingo, 05 de Diciembre de 2021

La plantación del Bosque de los Zaragozanos, que se convertirá en la masa arbórea urbana más importante de España, ha comenzado este miércoles, 27 de octubre, con los primeros almendros, ubicados en la prolongación de la avenida Gómez Laguna, esquina con la calle San Juan Bautista de La Salle, en los Campos del Canal.

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón; la consejera municipal de Servicios Públicos y Movilidad, Natalia Chueca; y la consejera municipal de Infraestructuras y Medio Ambiente, Patricia Cavero; junto al responsable de ECODES, Víctor Viñuales, han participado en esta primer plantación.

En diez kilómetros cuadrados se ha trazado la delimitación de ocho parcelas, cuya plantación será una realidad gracias a las aportaciones de ocho empresas que han sido de las primeras en sumarse al proyecto del Bosque de los Zaragozanos: Avanza, CBRE- Puerto Venecia, CESPA, El Corte Inglés, Fundación Basket Zaragoza, Ingeniería y Aplicaciones Solares Zaragoza 2005, SL (IASOL), LEVITEC y la Sociedad de Economía Mixta Los Tranvías de Zaragoza, S.A.

UN PULMÓN ÚNICO EN ESPAÑA

Antes de proceder a la plantación, el alcalde ha subrayado que éste es una día “que pasará a la historia porque dentro de unos 30 ó 40 años se verá que Zaragoza tiene la masa arbórea más grande de España”. Se trata de la primera plantación en los primeros 10.000 metros cuadrados habilitado, de un proyecto que alcanzará las 1.200 hectáreas, en las que convertirá el Bosque de los Zaragozanos, con 700.000 ejemplares.

En declaraciones a los medios de comunicación, Azcón ha enfatizado que es el proyecto colaborativo medioambiental “más importante de la ciudad”, para dejar claro que es un proyecto “de ciudad, que trasciende una Corporación municipal”.

Ha relatado que con esta actuación empieza a tomar vida y será algo más que el Bosque de los Zaragozanos porque es el proyecto de lucha contra el cambio climático más importante que nunca ha tenido la ciudad. Los árboles son el “sumidero” de carbono más importante y a esto se suma la apuesta por la movilidad no contaminante con el ahorro de emisiones de CO2 y por la rehabilitación de vivienda, junto a proyectos de generación de energía verde. “No hablamos, estamos haciendo”, ha enfatizado.

EL PAPEL DE LOS NIÑOS

El alcalde se referido especialmente a la participación de los escolares en este proyecto, para incidir en que no puede ser que las plantaciones “se paren” y ha indicado que, además de estos primeros 10.000 metros cuadrados, ya hay preparadas 42 hectáreas más para continuar este año.

Azcón ha criticado que este proyecto de plantaciones escolares “desapareció hace unos años, muy poca gente se enteró, debido a que la mala gestión hizo que no hubiera suficiente suelo para seguir plantando”. “No puede volver a ocurrir porque plantar árboles es extraordinariamente importante”, ha remachado.

Se ha diseñado un calendario y los días 10 y 11 de noviembre las empresas colaboradoras podrán empezar sus plantaciones en Campos del Canal; el 25 de noviembre, acudirá un grupo de escolares a Peñaflor y el 27 de noviembre irán las empresas a este barrio rural.

Este año, participarán 600 escolares, pero la “ambición” es pasar a 6.000 escolares, ha avanzado el alcalde, que ha dicho que no hay en educación ambiental un proyecto tan importante como este de plantación de árboles, que también abarca la gestión de residuos y el ecoparque, con la finalidad de aumentar la sensibilidad en el cuidado de la ciudad y parar el cambio climático.

La plantación de los almendros se hará de manera geolocalizada, como sucederá con el resto del proyecto. Así, cada empresa, cada persona y cada escolar que participe podrá saber, exactamente, dónde están ubicados sus árboles, lo que permitirá seguir su crecimiento año a año.

La idea es que en los meses que climatológicamente son idóneos, se planten 56.000 árboles y arbustos. Se ha comenzado por los almendros, pero se elegirán también plantas autóctonas, como la sabina, entre otras.

Además, ha resaltado el alcalde, es una iniciativa de economía circular integral porque se aprovecha el compost del Centro de Tratamiento de Residuos Urbanos de Zaragoza (CTRUZ), con el abono que proviene de la recogida selectiva de basura de los ciudadanos. Este aspecto forma parte del proyecto de recogida selectiva de materia orgánica que se extenderá por toda la ciudad.

El alcalde ha abundado en que es un proyecto de ciudad, de futuro y de sostenibilidad, para reiterar el agradecimiento “sincero” de la ciudad a todos los colaboradores porque hará que Zaragoza sea “más verde, de verdad”.

*Los particulares pueden participar mediante la web específica ‘www.elbosquedeloszaragozanos‘, alojada también en el portal del ayuntamiento ‘www.zaragoza.es‘. Se puede hacer una donación o inscribirse en los proyectos de plantaciones. Es un proyecto colaborativo y cualquiera puede sumarse al Bosque de los Zaragozanos.

Publicidad
¡Aviso de Facebook para la UE! ¡Necesitas iniciar sesión para ver y publicar comentarios de FB!