Viernes, 01 de Julio de 2022

La asociación aragonesa “El Basket es vida” inauguraba esta semana la nueva sala de espera del Hospital Materno Infantil, convertida en una cancha de baloncesto. La entidad que dirige y coordina Alberto Béjar sigue haciendo un poco más fácil la espera a los más pequeños, en una nueva acción llevada a cabo gracias a lo recaudado en la última edición del ya consolidado encuentro “Basket contra el cáncer.

Publicidad

La sala de espera “el Basket es vida” se encuentra en la sala de pruebas funcionales del Infantil en Zaragoza, en la que se pueden encontrar muchos motivos del deporte de la canasta. Ricky Rubio, uno de los jugadores españoles más importantes, también ha querido participar donando su camiseta y firmándola para todos los niños que pasen por esa sala.

En mayo de 2021, ya se llevó a cabo la decoración de un espacio dedicado al baloncesto en el Hospital materno infantil de Zaragoza, en una acción que realizaron conjuntamente el Casademont –a través de la Fundación Basket Zaragoza– y la propia asociación ‘El Basket es vida’, una organización sin ánimo de lucro con el baloncesto como plataforma para ayudar a los más necesitados y liderada por Alberto Béjar, Manolo Castro y Andy Domnariu.

En aquella ocasión se decoraba el espacio donde se encuentran las consultas de cuidados paliativos pediátricos, salud mental infanto-juvenil, neurofisiología, neuropediatría y oncopediatría, además de urgencias PAC de Pediatría y Maternidad.

La asociación Basket es vida organiza cada año el ya tradicional partido de baloncesto “Basket contra el cáncer, que se ha convertido en una referencia del deporte solidario en nuestra comunidad. Rostros muy conocidos, como el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, forman parte del evento, además de influencers, youtubers, cantantes, humoristas, ex jugadores y más famosos del panorama aragonés.