Domingo, 05 de Febrero de 2023

El Real Zaragoza llegaba al choque frente al Sporting de Gijón tras una gran remontada contra el Villarreal B en la pasada jornada. Para este partido, Escribá recuperaba a jugadores importantes como Giuliano Simeone y Alberto Zapater, mientras que Sergio Bermejo no pudo llegar al 100% al partido y se quedaba en la capital aragonesa.

Publicidad

Escribá alineaba un once formado por Cristian Álvarez, Larra, Francés, Jair, Nieto, Alarcón, Francho, Vada, Puche, Mollejo e Iván Azón. Esperaría su turno desde el banquillo Giuliano Simeone, ya recuperado de sus molestias lumbares. El partido comenzó de la peor forma posible, con un tanto de Queipo para el Sporting tras un pase de Diego en el minuto 3.

Las malas noticias no llegarían sólo en forma de gol en contra, ya que Tomás Alarcón, en un acción incomprensible, veía la roja directa, dejando al conjunto maño con un futbolista menos. Escribá movió rápido el banquillo, dando entrada a Jaume Grau por Puche. El Real Zaragoza lo intentó hasta el tiempo de descanso, pero no pudo igualar el choque, incluso pudo ser peor si el VAR no anula otro tanto del Sporting.


Publicidad


La segunda parte comenzó con la entrada de Simeone por Iván Azón y con otra jugada en contra del equipo maño revisada por el VAR, en la que no sucedió nada. El Sporting comenzó mejor que la escuadra aragonesa, buscando el segundo que podría sentenciar el partido.

En el 56’, Vada veía amarilla tras una falta sobre un rival en campo contrario. Dos minutos después, tras un córner a favor, Jaume Grau tuvo que cortar una contra y veía otra amarilla para el Real Zaragoza. Escribá también daba entrada a Zapater y Manu Molina por Vada y Francho. Pasaban los minutos y el equipo aragonés no inquietaba la meta defendida por Pichu Cuéllar.


Publicidad


Jair tuvo que emplearse a fondo para enviar a córner un gran centro de Queipo, evitando el segundo del Sporting. El partido se ponía casi imposible para la escuadra blanquilla cuando Nieto fue expulsado en el 77 tras un pisotón involuntario que le supuso la segunda amarilla.

A pesar de jugar con 9, el Real Zaragoza lo intentó en los últimos 10 minutos, aunque sin fortuna de cara a puerta. Los de Escribá no pudieron empatar y cosechaban una dura derrota en tierras asturianas. Tras este partido, el Real Zaragoza jugará en la siguiente jornada, el lunes 30, frente a la Ponferradina en el estadio de La Romareda.