Domingo, 14 de Agosto de 2022

Más de 300 personas que solían trabajar es pistas de esquí o en establecimientos turísticos de las zonas de nieve de Aragón han sido ya recolocadas en otro puesto gracias al Plan Remonta.

Se trata de un proyecto a través del que el Gobierno de Aragón aporta 4 millones de euros para paliar el desempleo masivo que las comarcas de La Jacetania, Alto Gállego, Sobrarbe, Ribagorza y Gúdar-Javalambre han sufrido este invierno a raíz de la covid.


Publicidad


Patricia Toro es una de las beneficiarias de este plan de empleo y desde hace unas semanas forma parte de la brigada de mantenimiento del Ayuntamiento de Sabiñánigo. Es la primera vez que trabaja en un puesto de este tipo, ya que siempre se ha dedicado a la hostelería. Las últimas temporadas de nieve estaba empleada en el restaurante de Sextas y también hacía horas extras en Marchica, el famoso aprés-ski de la estación de Formigal.

A sus 22 años, nació y vive en Sabiñánigo desde siempre. Lo que nunca pensó fue que un buen día estaría reparando papeleras o pintando parques en las calles de su pueblo. “Vamos siempre con una persona responsable que nos dirige. Es un trabajo agradable y nos llevamos muy bien entre todos”, asegura Patricia.

Pero su puesto en este equipo tiene fecha de caducidad. El contrato del Plan Remonta finaliza en junio, con la previsión de que el turismo se haya recuperado y Patricia pueda volver a trabajar en su sector.

En su misma situación está Marian Alonso, que comparte horas de trabajo con Patricia en las calles de Sabiñánigo. En su caso, llevaba ocho años como encargada de hostelería en el restaurante de Sarrios, una de las pistas de Formigal.

Aunque hace tiempo se dedicó a la limpieza de comunidades, reconoce que nunca antes había barnizado un banco, entre otras de las labores que ahora le toca desempeñar. Pero lo hace con gusto. “El horario es muy bueno y tenemos los fines de semana libres”, destaca. Una comodidad que este verano, por suerte para ella, terminará. Y es que Marian ya tiene prácticamente asignado un trabajo en hostelería para julio y agosto.


Publicidad


El caso de Andrii Stratichuk es similar, aunque él ha sido reubicado en la brigada de obras. Su padre es carpintero y él tenía cierta experiencia tras haber trabajo a temporadas con él o en otros talleres. Aun así, en su actual puesto de trabajo está aprendiendo mucho de la mano de los responsables de la brigada municipal de Sabiñánigo.

Nacido en Ucrania, Andrii vive en España desde los 10 años. Estudió Filosofía en la Universidad de Zaragoza y, tras un año en Barcelona, se mudó a Sabiñánigo. Apasionado de la montaña, las tres últimas temporadas de invierno ha trabajado en estaciones de esquí. Su anterior puesto estaba en los remontes de Panticosa pero desde marzo de 2019 ha tenido que tirar de ahorros para sobrevivir.

Estos tres jóvenes forman parte de las 113 personas que se han beneficiado hasta la fecha del Plan Remonta en la comarca del Alto Gállego. Ésta y La Jacetania, con 111 personas, son las que más empleados ocupan. Le siguen Sobrarbe, con 30, La Ribagorza, con 51 y Gúdar-Javalambre (en Teruel), con 13.


Publicidad


Las cifras están actualizadas con fecha este jueves, 11 de marzo, pero no son definitivas ya que se pueden seguir formalizando contratos hasta el día 31. Entre las condiciones para optar a ellos están no contar con ningún tipo de subsidio ni ayuda, estar inscrito como demandante de empleo en el Inaem y estar empadronado en alguna localidad de las citadas comarcas.

Publicidad