Viernes, 01 de Julio de 2022

El plan para renovar los quioscos de Zaragoza va dando sus frutos. Tras la inauguración de los primeros establecimientos hace varios meses, en las últimas semanas han ido abriendo una nueva tanda de quioscos, dentro de ese plan que busca dar un salto para dar un giro estético y también en la oferta de estas instalaciones. Así, a los quioscos de Castillo Palomar o el Parque de Bruil, se han sumado los situados en lugares como el Paseo de Sagasta, Montecanal o el Paseo de la Constitución, mientras que el de Plaza de los Sitios ya está en obras.

Publicidad

CARTELERA, EL BUNGALOBAR DE SAGASTA

Cartelera es el renovado quiosco situado en el Paseo de Sagasta. Al notable cambio estético que ha vivido tras las obras de renovación, se suma la carta de este quiosco gestionado por Verbena Social Bars en el que es posible desayunar, tomar un brunch o unos cócteles. En el apartado de desayunos, es posible tomarse unas tostadas (con precios que se mueven desde los 2,5 euros la icónica tostada de tomate, hasta los 7 euros que cuesta la de aguacate).

También puedes tomar croissants, brioches, clásicos como el pincho de tortilla (2,5 euros), o distintos sándwiches. Si prefieres picar unos pinchos, o tomar algo para comer o cenar, la carta es variada, con opciones que van desde las gildas (entre 3 y 3,5 euros) a la batida de jamón o de cangrejo (2,5). Entre las sugerencias hay también un homenaje al Bar Martínez de San Sebastián, con pinxtos como el Igueldo (elaborado con ventresca de bonito, anchoa, tomate confitado, piparra y vinagreta de Jerez, con un precio de 3 euros), o el Pimiento del piquillo relleno de bonito, alcaparra, cebolleta tierna y mayonesa.

Las raciones tiene precios que oscilan entre los 4 euros y los 22 euros, y hay proopuestas como los pimientos del padrón, las rabas de calamar, las gambas en gabardina, el Steak tartar, o las imprescindibles croquetas de jamón. Si prefieres algo más contundente, en el quiosco de Sagasta puedes optar por bocadillos que cuestan entre los 6 y los 8 euros ¿Entre las opciones? El Aguacate Burguer, el Bungalobar Club Sándwich, el bocadillo de chipirones o la Cheese Burguer.

VODEBIL, EL QUIOSCO DE MONTECANAL

Quiosco Montencanal

Las arroces son la opción estrella de Vodevil Bungaló Bar / HA

Vodebil, el quiosco de Montecanal, está situado en el número 4 de la Avenida de la Ilustración. Y como el anterior, también está gestionado por el grupo Verbena (propietario de los restaurantes Garbo, Gonzo y Ginger). El quiosco está abierto desde la mañana a la noche para ofrecer desde desayunos a comidas y cenas, con una carta muy similar al del quiosco del Paseo de Sagasta. La gran novedad del local de Montecanal es que la carta ofrece distintos tipos de arroces.

Propuestas que se han creado con el asesoramiento de uno de los grandes expertos en arroces a nivel mundial, Evaristo Triano, director del restaurante Paz Vela de Barcelona. Entre las opciones, hay arroz con verduritas, arroz  de longaniza de Graus, setas y espárragos verdes, arroz negro de sepionet y alcachofa, o arroz de calamarcitos, gambas y almejas, con precios que oscilan entre los 16 y los 18,50 euros.

EL CHIRINGUITO DE CONSTITUCIÓN

El chiringito

En el andén central del Paseo de la Constitución se encuentra El Chiringuito. Un quiosco que lleva abierto desde los años 60 y que ha sido completamente actualizado por Grupo Fuenclara y Grupo Gambrinus, aunque manteniendo la estética que todos conocemos desde hace décadas. Este restaurante ofrece un espacio para cada momento del día, desde desayunos a comidas y cenas. “Se trata de un gran estímulo empresarial el poder ofrecer en un lugar emblemático de Zaragoza este nuevo servicio orientado para todos los públicos y capaz de ofrecer algo único en cada momento del día. Pero si de algo podemos estar orgullosos es de la creatividad y el respeto a la materia prima que van a poder encontrar nuestros clientes en El Chiringuito”, ha explicado a HOY ARAGÓN Guillermo Vicente, director de Grupo Gambrinus.

En la carta de El Chiringuito se ha apostado por una gastronomía mediterránea, con platos perfectos para compartir. Desde gildas (1,85 euros), al Salmón ahumado, tobiko, wasabi, eneldo y soja baja en sal (18 euros), pasando por el tartar de atún rojo salvaje con cremoso de aguacate, lima y sichimi togarashi (19,50 euros) o la Hamburguesa de ternera en pan brioche con papas fritas y salsas caseras (12,50 euros). La carta se complementa con una bodega con más de 20 referencias, además de una amplia carta de combinados ideales para disfrutar del after work o de los momentos de relax al caer la noche.

Publicidad